Aprovechar el espacio del salón
El salón es el punto de encuentro y el lugar de reunión por excelencia de cualquier hogar, un espacio en el que sencillamente relajarse y desconectar del estrés o de los problemas diarios.

Precisamente por eso además de buscar un interiorismo que nos permita sentirnos a gusto deberemos preparar un espacio confortable que cubra todas nuestras necesidades.

Esto significa equiparla con todo tipo de mueble, aparatos electrónicos y también algunas piezas de decoración, lo que puede suponer un abarrotamiento del espacio difícil de digerir. Precisamente por eso, para aprovechar el espacio del salón será necesario conseguir más metros a nivel visual y físico.

La luminosidad es la clave para que cualquier espacio parezca más amplio, por lo que debes potenciarla de todas las maneras que se te ocurra: Cubriendo las ventanas con cortinas en tonos muy claritos que permitan el traspaso de luz, utilizando colores claros para las paredes (especialmente el blanco) o colocando algunos elementos ornamentales como los espejos, que ayudan a dar profundidad al espacio.

Debes tener en cuenta, no obstante, que en lugares demasiado iluminados de forma natural cubrir todo el espacio con elementos blancos puede resultar excesivamente frío, sencillo y hasta incómodo, por lo que lo mejor es jugar con los contrastes de color en muebles y decoración. A modo de ejemplo, un salón blanco con los muebles oscuros ganará en profundidad.

Como decíamos, los espejos son también una forma fenomenal no solamente de expandir la luz en el espacio sino también de multiplicar la profundidad de la estancia por dos. No importa que se trate una ilusión óptica, pues lo que cuenta es la sensación que te llevarás.

Otra gran manera de hacer que el espacio real (es decir, el físico) se aproveche en mayor medida es comprar muebles versátiles que nos permitan tener estancias más despejadas a la vez que funcionales. Un ejemplo son los baúles (almacenan y sirven como mesita de centro), las estanterías con escritorio o los sofás cama, por ejemplo.