Baños divertidos
Si tienes un baño secundario que dedicarás a los niños o si sencillamente te van los estilos más atrevidos para la decoración presta atención, porque vamos a contarte como darle vida y alegría para convertirlo en una de las estancias más divertidas de tu hogar.

Los colores, los materiales, los sanitarios, el tipo de mobiliario… ¡En esta decoración llena de originalidad todo cuenta!

Toma nota de alguna de estas ideas:

Baños divertidos
– Baldosas y azulejos: Es en lo que probablemente más podrás innovar, y es que entre las muchas cosas que te permite está la combinación de colores entre ellas (como si de un puzle de color se tratase), el uso de divertidos stickers para colocar sobre algunas de ellas previamente pensadas y seleccionadas o la posibilidad de escoger directamente aquellos diseños que resulten más divertidos como por ejemplo los diseñados por Agatha Ruiza de la Prada.

Baños divertidos
– Sanitarios: Quizá decorar los sanitarios con vinilos o comprarlos en colores sea excederse, pero no está de más que los decores con alguna de esas divertidas tapas que harán que tus pequeños se sientan más a gusto cuando vayan al baño…

– Textiles: Es uno de los elementos con los que más podemos jugar en este espacio, y es que entre toallas de mano, albornoces y cortinas para la ducha tenemos mucho con lo que jugar. Compra diseños de colores, no importa que sean lisos o estampados pero sí que estén combinados con gusto y sin demasiadas excentricidades.

No obstante, que tu baño sea divertido no significa que deba convertirse en un circo: modera la cantidad de colores (3 o cuatro como máximo) y estampados, no te sobrepases con las superficies estampadas ni tampoco abuses de los elementos decorativos en el espacio sean o no originales.