Casas con buhardilla
Las casas con techos con buhardilla siempre me han parecido estupendas porque este espacio tiene algo mágico en su interior que lo hace especial aunque sea una zona difícil de la casa tanto para decorar como para estar, aunque creo que todo es echarle imaginación y así poder disfrutar al máximo del sitio. ¿A ti te gustan este tipo de lugar en la casa?

Las buhardillas o los techos de buhardilla se conoce como aquellas estancias cuyos techos van perdiendo altura desde el centro de la habitación hacia ambos lados, generalmente se utilizan como áticos, trasteros o zona extra de la casa pero poco a poco van ganando territorio para utilizarla también como dormitorios y salas.

Inconvenientes

El mayor inconveniente que encontramos en las buhardillas es el espacio del que se dispone ya que suele ser asimétrico y encontrar muebles para colocar es una tarea ardua y complicada. Como existe un desnivel considerable del techo se deberán colocar muebles que lo imiten reduciendo el tamaño según la altura desde más alto a más bajo.

Además según cual vaya a ser el uso de la estancia deberán colocarse los muebles dependiendo de su uso, por ejemplo si queremos que sea un salón se puede pensar de poner un chaise longe en la zona de techo más alto o también se pueden incorporar puffs y cojines para maximizar el espacio.

Casas con buhardilla

El techo

El protagonista de esta estancia no será ni el mobiliario ni los accesorios, que aunque sean importantes quedarán en un segundo lugar, el que realmente llama la atención nada más entrar serán los techos. Por este motivo habrá que sacarle mayor partido con el color, siendo recomendable pintarlos de blanco para que proporcione luminosidad y amplitud a la estancia.

También existen techos con buhardilla siendo el material utilizado la madera, el efecto es estupendo ya que crea un ambiente muy relajado y acogedor, en estos casos no será necesario pintarlo de blanco ya que este color natural ya aporta el toque especial que necesitamos.

Las ventanas

Las ventanas en los techos con buhardilla también resultan imprescindibles ya que es la única manera de que pueda entrar luz y aire a la estancia, siendo algo realmente importante para que exista una correcta ventilación en el interior.

Si por la construcción de la obra no existe ninguna ventana te recomiendo que consideres muy seriamente el poder habilitar una, no te arrepentirás.