Chimeneas en verano
Ahora que están llegando las buenas temperaturas (aunque a un ritmo bastante lento), poco a poco vamos dejando atrás la ropa de invierno, las calefacciones y, quien la tenga, la chimenea, para dar paso a las puertas abiertas y a los aires acondicionados.

Seguro que si tienes chimenea ya te habrás ocupado de limpiarla y estarás buscando alguna idea original para poder hacer uso de ella durante esta época del año, Así, ese rincón que tanta falta nos ha hecho durante el invierno no quedará muerto durante esta época.

Si eres de las que tienes la suerte de tener una chimenea en casa, seguro que te interesarán los consejos que vamos a darte a continuación sobre cómo tener una bonita chimenea en verano.

Para que tu chimenea no le dé un aire frio a tu casa ni quede como un trasto inútil, es importante que tenga una buena decoración. Puedes desde poner unas velas o unos leños, hasta colgar abalorios o cestas de mimbre. Por ejemplo, una idea de lo más original es introducir velas, bolas de rafia, libros, jarrones e incluso marcos de foto en su interior.

Una de las ideas que te proponemos es que empapeles tu chimenea con algún tipo de papel pintado que le dé a tu hogar un toque primaveral o veraniego. Puedes utilizar motivos basados en la naturaleza y en el verano o centrarte en los colores tendencia de la temporada, como los tonos pastel.

Si lo del papel pintado no te acaba de gustar, también puedes decorarla con vinilos que, además, son más fáciles de poner y quitar, económicos y más llamativos.

Otra buena idea es utilizar colores claros y flores para hacer de nuestra chimenea un lugar fresco. Puedes colocar jarrones con flores de la temporada para darle un toque súper primaveral.

Solo tienes que tener un poquito de imaginación y harás de tu chimenea el rincón ideal para este verano.