Claves de la decoración retro
Los años 60, 70 y 80 han marcado muchísimo la decoración de interiores. Su estética tan característica ha vuelto ahora para copar el ambiente de numerosas estancias y conseguir así un toque vintage de lo más actual y colorista. Si te sientes atraído por esta tendencia, hoy verás algunas claves de este estilo decorativo con el que podrás incorporar un aire retro en cualquier estancia de tu hogar.

En primer lugar hay que destacar la importancia del aspecto de las paredes. En la decoración retro es imprescindible que optes por empapelarlas y que para ello elijas papeles llamativos, en tonos vivos y con figuras geométricas en diferentes tamaños o que den esa sensación. Es el toque ochentero que se encargará de predominar por completo la estancia en la que lo ubiques, que en este caso suele ser el salón.

Otros detalles

En cuanto al mobiliario, siempre será un acierto recurrir a piezas con patas a la vista, preferiblemente en diagonal. El tapizado capitoné será el toque final perfecto para conseguir ese aire retro tan buscado. En lo que a accesorios se refiere, nada como incluir aparatos como radios, tocadiscos, teléfonos y similares para dar un aspecto de más autenticidad. Eso sí, lógicamente tienen que seguir esa línea anticuada en su diseño.

En la cocina

Claves de la decoración retro
La cocina es otra estancia de la casa en la que puedes conseguir una estética retro. Algunos aspectos destacables son las baldosas de cuadros grandes y las alacenas robustas pintadas en tonos pastel, preferiblemente en verde o azul. Aquí los electrodomésticos tienen muchísima carga, y podrás encontrar diseños actuales inspirados en esta tendencia.

En el dormitorio

Claves de la decoración retro
Un dormitorio retro también es posible. Para conseguirlo has de recurrir a muebles de esa época como una cómoda con gran espejo. También puedes optar por cabeceros en rejilla, maniquís para colocar joyas o fulares, y otros accesorios inspirados en esas décadas que ahora vuelven a ser máxima tendencia.