Cocinas con distintos tipos de barra
Hace unos años se empezó a utilizar el sistema de barra típica de cocina americana también en los hogares europeos, un estilo muy fresco y funcional que, además, te ayudará a aprovechar muy bien los metros de tu cocina, especialmente si es de pequeñas dimensiones. Después de un período de parón en este estilo, las cocinas con barra vuelven a estar de moda más que nunca, ya que las viviendas de nueva construcción destinan a estos espacios muy pocos metros cuadrados.

Si a todo esto le unes el ritmo desenfrenado de vida al que nos estamos acostumbrando, las barras se convierten en el elemento indispensable para tomar un cafetito prácticamente de pie (aunque yo, personalmente, nunca perdono un desayuno relajado).

En la 1ª imagen, puedes ver una barra muy similar a las primeras que conocimos, sólo que pierde la rectitud de sus líneas al darle un pequeño giro que hacia el interior de la cocina, lo que le proporciona un aire más moderno y también más cálido. Una solución maravillosa para una completísima cocina de dimensiones muy reducidas.
Cocinas con distintos tipos de barra
En el segundo caso, la barra está creada en torno a una cocina de pared que se obró dentro del comedor. Un estilo muy diferente que resulta muy práctico para no desplazarse continuamente a la hora de desayunos y/o meriendas. Además, te ofrece la posibilidad de disfrutar de una compañía cercana mientras preparas la comida. Un diseño que para nada rompe la estética rústica de la estancia.
Cocinas con distintos tipos de barra
Por último, una propuesta de cómo dejar despejada una pequeña cocina cuadrada. Una mesa central entorpecería bastante tus movimientos, además de la sensación de ahogo que podría producirte. En este caso, se hace una leve extensión desde una de las alacenas inferiores que, con un punto de sujeción, se convierte en una práctica barra donde disfrutar de todas tus comidas.