Cómo hacer jabón líquido casero
Las manualidades están de moda, especialmente aquellas que te permiten hacer cosas para tu hogar que puedas aprovechar para cualquier uso. Además, con las cositas que hagas te irás ahorrando dinero, que seguro que te viene bien para algo que necesites más y no puedas preparar por ti misma.

Si te gusta respetar el medioambiente, seguro que te encantará poder hacer este jabón líquido, totalmente casero y que te vendrá genial para no tener que comprar uno. ¡Toma nota de un par de recetas!

Hacer jabón líquido con sosa cáustica

– Ingredientes: 1 litro de agua, 25 gramos de sosa cáustica en escamas (la hay en droguerías, ferreterías o supermercados), 125 cm cúbicos de aceite de oliva suave, esencias y una pizca de sal.

– Elaboración: elige una botella de plástico o un tarro en el que quieras guardar el jabón y mete el agua, añadiendo poco a poco la sosa cáustica. Cuando esté toda dentro, agita con suavidad, hasta que veas que la sosa cáustica ya se ha deshecho. Añade el aceite, la sal y cierra la botella. Agita con fuerza para que todo se mezcle bien, y repite todos los días durante dos semanas, que es el periodo de maceración. Debes tenerla guardada en un lugar fresco y oscuro durante esa fase. Pasado ese tiempo, elige las esencias que más te gusten y añádelas a la mezcla. Que sepas que es un jabón muy eficaz pero que no tendrá espuma, ya que para que se forme son necesarios productos químicos.

Hacer jabón líquido con bicarbonato

– Ingredientes: 5 litros de agua, 5 cucharadas de bicarbonato, 1 pastilla de jabón lagarto, 1 bote de activador del lavado.

– Elaboración: pon a calentar el agua en una olla y, mientras entra en ebullición, desmenuza las pastillas de jabón lagarto con un rallador. Cuando el agua esté hirviendo, añade el jabón rallado y baja el fuego a una potencia lenta, dejando que el jabón se vaya deshaciendo poco a poco, removiendo de vez en cuando. Cuando el jabón se deshaga, apaga el fuego y añade el bicarbonato, removiendo bien hasta que esté disuelto. Hecho esto, ya se puede añadir el activador del lavado. Deja que enfríe para que coja espesor, removiendo cada 15-20 minutos hasta que tenga el espesor deseado. Puedes también añadir esencias para darle aromas.

Es recomendable que no llenes los recipientes hasta arriba, ni al mezclar ni al guardar. ¿Qué te parecen estas recetas para hacer jabón líquido? ¿Te apuntas a hacer alguno?