Cómo iluminar el hogar en San Valentín
Tan solo quedan dos días para la llegada de San Valentín, así que ya deberías tenerlo todo preparado. Uno de los detalles que no deberá faltar en este día tan especial, además de un regalo y una cena romántica, es una decoración adecuada para la ocasión, sobre todo si pretendes pasar una buena parte del día, o de la noche, en tu hogar.

Para crear una atmósfera romántica en tu vivienda, no deberá faltar el color rojo ni elementos típicos en este día, como las flores o los corazones, además de una iluminación adecuada para conseguir un ambiente único. ¡Te explicamos cómo iluminar tu hogar en San Valentín a continuación!

Velas

Las velas se convertirán en tus grandes aliadas a la hora de crear una iluminación tenue e íntima para espacios interiores y rincones especiales del hogar. Y es que gracias a ellas podrás transformar ambientes monótonos en lugares llenos de magia. Así, olvídate de lámparas y luces estridentes y recupera el encanto de la iluminación más clásica a través de diminutas velas repartidas por diferentes escenarios: en una espumosa bañera, junto al cabecero de la cama, repartidas por los muebles del dormitorio, en un centro de mesa, entre pétalos y corazones… Además, te recomendamos que escojas velas aromáticas, que son más seductoras.

Cómo iluminar el hogar en San Valentín

Iluminación artificial

También te recomendamos que reemplaces las luces fuertes por lámparas de baja potencia para lograr una habitación más romántica, con una iluminación más tenue y suave. Otra buena opción es cubrir una lámpara con una gasa de color (rosa, roja, violeta…) para crear una luz muy diferente a la que estás acostumbrado. Si usas bombillas LED no tendrás problemas de que la casa se ponga a arder. Si quieres un toque más divertido, puedes hacerte con lámparas especiales con forma de corazón.