Cómo tener la casa bien iluminada durante el día
Parece algo obvio que durante el día la casa se mantendrá bien iluminada pero a veces eso no es así a causa de que descuidamos algunos detalles importantes en la decoración del hogar. Si tu hogar no está bien iluminado además de parecer más pequeño de lo que realmente es no será un espacio tan agradable y además consumirás más energía de la cuenta y de la necesaria lo que hará que pagues más a final de mes en tu factura de la luz ¿es necesario?

Lograr tener tu casa bien iluminada durante el día es más fácil de lo que te imaginas y no es necesario que tengas que encender luces artificiales durante todo el tiempo incluso aunque vivas en un interior. ¿Quieres conocer estos pequeños consejos? Seguro que te harán la vida más fácil en cuanto a iluminación.

Los colores

Los colores en una vivienda son importantes y mucho más cuando lo que queremos es aportar luz a las estancias. Sin lugar a dudas los colores que te ayudarán a conseguir una buena iluminación durante el día serán los colores y las tonalidades claras puesto que te ayudarán a que proyecten mejor la luz que reciban.

Si quieres conseguir la mayor luminosidad posible en una estancia utiliza el blanco en tus paredes puesto que es el color más luminoso por excelencia y además te ayudará a dar sensación de amplitud al lugar, si quieres darle vida a la estancia con colores más fuertes deberás hacerlo con los detalles. Para las paredes también sería un acierto decantarte por los colores pastel porque también te ayudarán a potenciar la luminosidad de la estancia.

Cómo tener la casa bien iluminada durante el día

En el suelo

Además el color del suelo también resultará importante por lo que deberás decantarte por tonalidades claras para dar mayor sensación de amplitud y por consecuencia de luminosidad. Siempre he pensado que el mejor suelo para estas ocasiones es el parquet de color claro, aprovechando el color natural que nos aporta la madera.

En las ventanas

Las ventanas también son un punto muy importante a tener en cuenta porque es por donde entra la luz del día de forma directa, así que ¿qué se debe tener en cuenta? Si realmente quieres potenciar la luminosidad de tus estancias deberás olvidarte de las cortinas y optar por estores claros ya que te ayudarán a regular de forma adecuada la intensidad de luz que quieres que llegue a tus estancias.