Consejos básicos para viviendas pequeñas
¿A ti tampoco te queda más remedio que vivir en un piso diminuto? ¡Ya somos dos! En realidad, media España, y podríamos decir que medio mundo, está en una situación parecida, porque las tendencias y las necesidades de la población marcan que las viviendas cuenten cada vez con menos metros cuadrados.

Aunque en ocasiones parezca imposible, vivir en una casa pequeña es viable. Solo son necesarias una distribución racional, un mobiliario compacto y un poco de imaginación. A continuación te damos algunos consejos básicos para poder vivir en un piso pequeño.

Solo lo básico

En primer lugar, es importante que en tu vivienda solo cuentes con los ambientes que te sean realmente imprescindibles. Una vez te hayas decidido, deberás definir el tamaño de cada una de ellos y si estos pueden cumplir más de una función. Por ejemplo, el salón al llegar la noche puede convertirse en un dormitorio, el comedor puede ser un despacho…

Consejos básicos para viviendas pequeñas

Creatividad

Ser imaginativo y creativo es muy importante en este tipo de viviendas. Así, deberás integrar visualmente toda la vivienda para que tanto la luz como los ojos circulen sin impedimentos. De la misma forma, tendrás que respetar las vías de paso generosas.

En las viviendas más pequeñas, lo ideal es que todos los ambientes, menos el baño, estén juntos. Los desniveles en techos y suelos, las luces, las alfombras y los colores pueden ayudarte a dividir el ambiente. Si cuentas con más espacio (a partir de 60 m2), es buena idea que destines un espacio propio para el dormitorio.

Orden

Por último, es necesario que potencies el orden en tu vivienda. Para ello deberás quedarte con lo básico, teniendo muy claro qué sitio ocupará cada cosa. Es buena idea que coloques armarios pegados a las paredes, preferiblemente si se trata de almacenamientos empotrados y compactos que dejen el centro despejado. Además, es preferible que coloques los armarios donde realmente los necesites.