Consejos para el dormitorio que harán que tu vida sea más feliz
El dormitorio es una estancia del hogar muy importante para todas las personas, porque además de ser nuestro lugar de descanso, es nuestro último lugar del día y el primero en el que nos encontramos cada mañana al despertar. Pero en ocasiones y sin darnos cuenta nuestro dormitorio nos puede causar malas sensaciones y que eso afecte a nuestro estado de ánimo e incluso al día a día.

Por eso, en ocasiones vale la pena sentarse en una silla dentro del dormitorio y pensar en cómo está y qué deberíamos cambiar para que nos sintamos mejor entro de nuestro refugio. Si piensas que durmiendo ocho horas resolverás todos tus problemas de sueño, debes saber que estás bastante equivocado/a. Para estar feliz gracias al dormitorio, dormir suficiente en un buen colchón es la mitad de la batalla. La otra mitad consiste en tener un lugar adecuado donde poder realizar tus rutinas para dormir.

Luz natural

La luz natural durante el día es necesaria para poder tener un dormitorio acogedor que incite a estar bien emocionalmente. Además, la luz natural mantiene tu cuerpo en un ciclo de sueño-vigilia natural. Si te sueles despertar normalmente sintiéndote cansado/a y aturdido/a puede ser que sea porque tienes la persiana demasiado bajada o las cortinas demasiado echada. Es mejor que dejes las cortinas abiertas y que dejes entrar un poco de luz en tu dormitorio a través de los agujeros de las persianas. Así, cuando vayas por la noche a dormir podrás descansar y podrás despertarte de forma natural por la mañana cuando el sol asome por las montañas.

Consejos para el dormitorio que harán que tu vida sea más feliz

No al desorden

El desorden es un factor clave a tener en cuenta en el dormitorio. Si no aprecias el orden en tu dormitorio y no consideras que debe estar ordenado para poder potenciar tu descanso y mejorar tu estado de ánimo, vivirás en un continuo malestar emocional.

Por eso, para que estés bien emocionalmente necesitas que en tu dormitorio exista orden, sólo de esta manera tu dormitorio te transmitirá buenas sensaciones. Evita amontonar ropa en la silla o dejar trastos por el medio. Dedica dos minutos cada día para ordenar el armario y las cosas que tengas en tu dormitorio, pon cada cosa en su sitio y disfruta del orden al despertar cada mañana y cuando te metas en la cama cada noche.

Decoración sencilla

Para que un dormitorio te acoja no es necesario que tengas demasiados elementos decorativos. Una cama, unas mesitas, una cómoda, un zapatero y un armario para la ropa… son más que muebles suficientes para tener el dormitorio en orden sin necesidad de almacenar más muebles. No son necesarios.

Consejos para el dormitorio que harán que tu vida sea más feliz
Además, la decoración no tiene por qué ser extravagante. Puedes añadir algunos elementos decorativos que sean significativos para ti y que vayan acorde con la decoración. Unas lámparas decorativas, un bonito espejo, un cuadro que te guste… pequeños detalles que marquen la diferencia en la decoración pero que no sean demasiado cargantes.

Colores que te transmitan buenas sensaciones

Los colores que tienen que haber en tu dormitorio serán colores en tonalidades que te transmitan buenas sensaciones. Es necesario evitar colores demasiado llamativos o vibrantes ya que te estimularían demasiado a la hora de descansar o cuando estuviera con estrés. Lo ideal es optar por colores que sean serenos y relajantes como el azul o el verde claro, el gris, los colores en tonalidades pastel, etc.

Consejos para el dormitorio que harán que tu vida sea más feliz
Si ya sabes que tu dormitorio es una zona de tu hogar muy importante porque depende tu descanso de él, entonces sigue los consejos que te he dado para disfrutar de un dormitorio en orden, bien decorado y además, que te ayude a dormir bien.