Consejos para combinar estampados en la decoración
Los estampados son imprescindibles en la decoración de millones de hogares en todo el mundo, y es muy difícil encontrar uno en el que solo haya textiles y elementos totalmente lisos. Si quieres conseguir un estilo inspirador y único en tu hogar, no cabe duda de que no te pueden faltar los estampados, por pocos y sencillos que puedan llegar a ser.

En las últimas temporadas se ha convertido en tendencia combinar estampados, tanto en moda como en decoración. Si sabes hacer estas combinaciones, puedes conseguir resultados sorprendentes, armoniosos y espectaculares en cualquier estancia de la casa. Dormitorio, salón e incluso cuarto de baño, seguro que encuentras muchos elementos estampados que te gustan para cualquier estancia.

Saber elegir

Lo primero que tienes que hacer es elegir el objeto y el espacio en el que vas a utilizar los estampados, que suele ser en cortinas, sofás, alfombras o lámparas, por ejemplo. Lo más recomendable es que los elementos que elijas no estén en la misma zona, así se verá el efecto estampado más disperso y no sobrecargarás el ambiente, lo que sin duda quedará bastante mal.

¡Sin miedo!

Consejos para combinar estampados en la decoración
No tengas miedo a utilizar todo tipo de estampados, colores y texturas, realmente de eso se trata. Rayas y flores, lunares y cuadros… cualquier combinación que se te ocurra estará bien, siempre y cuando sean temas que no queden bien, como por ejemplo mezclar caballos con mariposas. No es recomendable utilizar más de tres tipos de estampados, especialmente si la estancia no es muy grande.

Armonía

Consejos para combinar estampados en la decoración
No cabe duda que el principal objetivo a la hora de decorar cualquier espacio es lograr la armonía necesaria para vivir con tranquilidad, y con la combinación de estampados no va a ser menos. Para lograrlo, utiliza colores neutros que combinen bien entre ellos, siendo lo más adecuado un tono común que sirva de unión entre todos ellos y que no desentone ninguno de los que utilices.

Diversidad

La diversidad también es importante, así que atrévete a utilizar también diferentes tamaños, por ejemplo de cojines o del propio estampado. Opta por un estampado que sea el principal, lo más adecuado es que sea el objeto de mayor tamaño, y después elige los demás de forma que combinen bien y sean más discretos, más pequeños, así se verán resultados más equilibrados y adecuados.