Consejos para comprar los muebles de jardín
A la hora de decorar cualquier espacio de nuestro hogar debemos de tener en cuenta una serie de factores para evitar caer en errores con los que después deberemos cargas durante muchos años. La estética del mobiliario elegido es muy importante para crear el ambiente deseado, pero también hay que valorar otros aspectos como comodidad y durabilidad, entre otros, y por supuesto, seguridad si hablamos de un entorno infantil.

Esta misma premisa es la que debe marcar nuestra elección a la hora de comprar los muebles de jardín, máxime si tenemos en cuenta que son piezas que estarán sometidas a cambios bruscos de temperaturas, así como a las radiaciones solares durante mucho tiempo. En este sentido, una buena opción son los muebles resistentes a temperaturas extremas, como los que puedes ver en la primera fotografía, que han sido fabricados en una resina que se mantiene inalterable en épocas de frío y de calor.

En madera

Consejos para comprar los muebles de jardín
La madera es otro material muy utilizado para muebles de jardín. Si te decantas por este material, procura que sea teca, que es la que mejor aguantará a la intemperie. Otro aspecto que puedes tener en cuenta es que sean piezas plegables, al menos si piensas guardarlas durante el invierno o si quieres tener mobiliario extra que sacar cuando recibas visitas. Así evitarás “trastos” por el medio.

Consejos para comprar los muebles de jardín
No obstante, quizá te convenga saber que hay a la venta fundas impermeables para muebles de exterior. Así podrás cuidarlos mejor esos días de verano que llueve o para pasar las heladas nocturnas. Las hay de diversas formas: para juegos completos de mesa y sillas, para tumbonas, barbacoas, etc. (Las de esta fotografía son de IKEA).

Cojines y acolchados

Consejos para comprar los muebles de jardín
Si te decantas por piezas mullidas, forros y cojines, procura elegir telas que soporten la luz exterior para evitar que se decoloren fácilmente. Podrás encontrar algunos diseños que incluso cuentan con una fibra interna impermeable que combate hongos y bacterias.