Consejos para decorar un loft pequeño
Los pequeños pisos de un solo ambiente (más conocidos como ‘loft’) se han puesto a la última, no solamente porque van fenomenal con el estilo de vida single sino también porque son una de las pocas opciones económicas para los bolsillos menos abultados.

Aunque resultan monísimos y muy acogedores, lo cierto es que estos pisos suelen pueden traernos muchos dolores de cabeza con la decoración, pues aprovechar al máximo el espacio de un modo decorativo no es precisamente fácil.

Aquí te dejamos algunos buenos consejos e ideas, ¡adáptalas a tu espacio!

División de ambientes

Es uno de los grandes problemas de la decoración de este tipo de pisos, pero en realidad existen muchos elementos decorativos o del mobiliario que te pueden servir para solucionarlo: estanterías sin fondo (que permiten que la luz se expanda), grandes murales decorativos, biombos… ¡Tu imaginación será un buen aliado!

Consejos para decorar un loft pequeño
Aprovechar cada rincón

Debes aprovechar hasta el más mínimo espacio pero de una forma inteligente, y es que si empiezas a abarrotar el espacio física y visualmente solo conseguirás que parezca todavía más pequeño.

Una buena idea para no caer en este error es sacar provecho a todos los espacios muertos: las baldas, las estanterías, los percheros u otros elementos similares sobre las paredes serán muy prácticos y decorativos, los escritorios u armarios esquineros aprovecharán este rincón muerto y los muebles verticales conseguirán ocupar poco espacio físico en las estancias.

Mobiliario

Además de gustarte por su diseño deben hacerlo por su practicidad, y es que cuanto menos espacio ocupen y cuanto más espacio de almacenamiento permitan más útiles serán para este tipo de casas.

Por otra parte, los muebles sencillos, de líneas rectas y de tonos claritos resultarán ideales para no cargar visualmente tu hogar.

Decoración

Haz de los complementos básicos y necesarios de tu hogar su principal decoración, pues los textiles, las lámparas o los percheros también pueden ser realmente ornamentales. También son muy prácticos los complementos que no ocupen demasiado espacio como los vinilos, las telas o las alfombras.

Color

Como en cualquier espacio reducido los tonos claros son los más apropiados para las superficies grandes como paredes y suelos, pues agrandarán la estancia a nivel visual repartiendo la luz por todas partes. Tranquilo, porque podrás explayarte dando grandes toques de color con los elementos decorativos.