Consejos para escoger la cuna
¿Vas a tener un bebé? ¡Enhorabuena! Un nuevo nacimiento es siempre motivo de alegría y por eso nos emociona todo lo que tiene que ver con la preparación de la llegada del bebé: comprar ropita, el carricoche, la sillita para el coche, los juguetes, la trona… En fin, todo lo que compremos para el pequeño de la familia nos parece poco.

Entre los diferentes preparativos que tenemos que tener en cuenta ante la llegada del bebé se encuentra la elección del mobiliario para su habitación. Si hay una pieza imprescindible en el dormitorio del pequeño ésta es la cuna, que debe cumplir con una serie de requisitos para que tu hijo crezca en las mejores condiciones posibles, sobre todo teniendo en cuenta que pasará muchas horas durmiendo durante los primeros meses de vida. Para que no falles con la elección, hoy en Interiorismos vamos a darte unos consejos. ¿Preparado? ¡Pues allá vamos!

Seguridad

Además de escoger una cuna bonita que combine con el resto de la decoración, es importante que te fijes en otros aspectos, como la comodidad o la funcionalidad. Eso sí, lo que debes tener muy en cuenta es que la cuna reúna todos los requisitos de seguridad: la distancia entre los barrotes no debe tener más de 6 centímetros, la pintura o el barniz no debe contener sustancias tóxicas; la altura de los bordes debe ser de 27 centímetros aproximadamente; y, si tiene barrera móvil, tendrá que llevar seguridad de fijación.

Consejos para escoger la cuna
Además, es importante colocar un protector acolchado alrededor para que el bebé no se haga daño; no poner pegatinas ni otros elementos que el bebé pueda coger, chupar o con los que puede dañarse, y, por supuesto, si la cuna tiene rudas deberás asegurarte de poner siempre el freno.

Colchón

La elección del colchón también es esencial. Los mejores son los de gomaespuma y los de muelle, aunque lo principal es que sean firmes y semirrígidos y que tengan el somier rígido.

Consejos para escoger la cuna

Cuna convertible

Por último, te recomendamos que escojas una cuna convertible para que cuando el niño se haga mayor pueda transformare en un dormitorio juvenil.