Consejos para pintar suelos de madera
¿Te has planteado alguna vez pintar el suelo de tu hogar? ¿No? Pues supone una opción magnífica para mejorar el aspecto de algunas zonas deterioradas de un parquet o una tarima que quieras restaurar, además de una propuesta decorativa que puede resultar súper original.

Si te decides por esta opción, desde luego, mucho más económica que cambiar todo el suelo, échale un vistazo a la explicación que te damos a continuación para pintar los suelos de madera, además de algunas interesantes recomendaciones.

Primeros pasos

Si tan solo vas a pintar una zona del suelo que esta viejo, utiliza cinta de carrocero para separar la zona del suelo que vas a reparar. Utiliza en esta zona un decapante, teniendo cuidado de no impregnar el papel de la cinta. A continuación, limpia bien la superficie con un disolvente, corrige los desperfectos del suelo con una pasta reparadora, iguálala utilizando una espátula y remátala cuando se seque con una lija fina para madera.

Consejos para pintar suelos de madera

Imprimación

El siguiente paso es aplicar una imprimación de fondo que además sea protectora para prevenir la aparición de hongos e insectos de la madera. Cuando se haya secado, deberás efectuar un lijado suave, preferiblemente con una lijadora eléctrica con una lija de grano fino.

Es importante que compruebes las instrucciones específicas de la pintura que hayas escogido para ver qué tipo de disolvente debes aplicar para la limpieza de los utensilios y para diluir la pintura en la primera mano.

Diseños especiales

Si tienes pensado realizar algún diseño que requiera distintos colores o dibujos, puedes trazarlo con cinta de carrocero. Cuando haya secado bien el acabado del primer color, podrás cambiar la posición de la cinta para el siguiente. Eso sí, es importante que no dejes la cinta puesta demasiado tiempo sobre la pintura reciente, ya que puede dañar la pintura.