Cuidados para el hogar para las vacaciones
A pocos días de comenzar el esperado mes de julio, son muchas las familias que tienen la gran suerte de poder disfrutar de unos días de vacaciones fuera de casa. Por lo general, esta situación nos hace estar más pendientes de los preparativos del viaje, que de los cuidados que una casa cerrada necesita. Por todo ello, hoy trataré de darte algunas pautas que facilitarán el que no te lleves un disgusto cuando vengas de regreso a tu hogar. Una vez que tengas las maletas con todo lo necesario ya guardado, deja para última hora sólo lo imprescindible, y dedica un tiempo a preparar la casa para tu ausencia.

Las habitaciones que den a patios de interior, las puedes dejar con alguna ventana algo abierta, favoreciendo así el tránsito del aire y evitando que acumulen olores a cerrado. Para evitar que los muebles se estropeen a causa del polvo o la pérdida de color que producen los rayos solares, puedes tapar aquéllos más sensibles con fundas o sábanas que ya no utilices.

Del mismo modo, elementos como colchas y edredones que también pueden perder el color, conviene que los retires y dejes en las camas las plumas o, directamente el colchón. Para evitar desastres, es imprescindible que te asegures de que las llaves de paso de la luz, el gas y el agua, queden completamente cerradas, de modo que no sea posible ningún accidente doméstico de características tan graves como éstas pueden provocar.

Asimismo, es conveniente que dejes tus llaves a algún vecino o familiar de extrema confianza, por si estos accidentes ocurrieran en otro piso de tu edificio y así poder entrar a evitar daños mayores mientras te localizan y te presentas tú misma en casa. Si no dispones de una persona de tu confianza, consulta en la Comisaría de Policía más próxima, puesto que muchas disponen de un servicio de guardallaves para colaborar con este fin. Para evitar robos, sigue los pasos de seguridad que cada año la Policía pone a tu disposición en sus webs oficiales. Que disfrutes de tus vacaciones y también de tu regreso.