Decora tu hogar con plaids
¿Aún no sabes lo que es un plaid? Sin duda, es uno de los elementos más útiles y a la vez más decorativos para esta época del año, cuando comienzan a refrescar los días y notas que tus pies se están quedando fríos. Sí, los plaids son estos textiles que, de la misma manera que los cojines, pueden aportar un toque súper especial tanto al salón como al dormitorio y, además, sirve para echártelo por encima cuando empiezas a notar que las temperaturas están bajando.

Los plaids son mantas de textura súper suave que suelen colocarse como complemento del sofá y de la cama y que, además, es de lo más útil para cubrirnos del frío en los días más grises. Sin duda, le aportará a tu hogar ese toque de calidez que andas buscando durante esta época.

Decora tu hogar con plaids
Los plaids también pueden ayudarte a proteger los sofás del polvo y de las manchas. En el mercado los hay de todos los colores, por lo que seguro que encontrarás el adecuado para tu estancia.

Este tipo de manta puede colocarse en diferentes lugares. En cuanto al sofá, podrás optar por ponerlo dejando que caiga por el respaldo y el asiento, en un lado de éste, extenderlo a lo largo o, incluso, solo por el respaldo. Otra buena idea es doblarlo a tu gusto y ponerlo sobre uno de los asientos del sofá, lo más cerca posible de donde suelen estar tus pies cuando te tumbas. Para darle un toque más moderno y exclusivo a tu salón, prueba a elegir uno de un color llamativo.

El plaid también es muy utilizado en las camas. Te quedará genial doblado sobre los pies, estirado o arrugado sobre una de las esquinas dejándolo caer de forma casual.