Decoración de interiores con paredes de madera
Cuando compramos una vivienda o pensamos en meternos en una completa obra para remodelar la que ya tenemos, hay aspectos que van a marcar en gran parte el estilo de la nueva imagen que la casa va a tomar. Puede ser que 2 de esos aspectos fundamentales sean el suelo y las paredes, ya que delimitarán en gran parte el estilo por el que te vas a decantar.

En cuanto a las paredes se refiere, lo habitual es la elección de pintura o papel pintado, que últimamente vuelve con fuerza, pero no por ello debemos pasar por alto otras opciones que darán encanto a tu hogar, como puede ser la madera para forrar paredes. Esta opción te ofrece múltiples posibilidades, tanto en materiales, como en el diseño de su instalación.

En cuanto a los materiales, si lo que buscas es un ambiente rústico, como el de una casa de campo, buscarás maderas nobles, de tintada oscura, que resultan muy elegantes, pero bien cierto es que van a limitar mucho más el estilo de la estancia y, como consecuencia, los muebles que instalarás en ella. Otra posibilidad son las maderas tratadas con nuevas tecnologías, que muestran unos tonos mucho más aclarados, y que te permitirán que amuebles dicha estancia con diseños mucho más modernos y vanguardistas.

En cuanto a los diseños para su instalación, ya no sólo hablamos de que el entablillado sea más ancho o estrecho, sino de las zonas que elijas para forrar con la madera. Las láminas verticales quedan muy bien para cubrir desde el suelo hasta el techo, ya sea el total de las paredes, o combinarlas con otras que se muestren pintadas. Particularmente, las maderas dispuestas en franjas horizontales, me gustan bastante más para cubrir media pared, a modo de zócalo, lo que te permitirá combinarlas con pintura o papel pintado. Sea cual sea tu elección, la madera te dará una gran sensación de confort y bienestar.