Decoración de oficinas minimalistas
¿Tienes una oficina y te gustaría decorarla al estilo minimalista? Sin duda este estilo es el mejor para decorar oficinas ya que responde a las necesidades que tiene que tener este ambiente. Las oficinas deben ser lugares cómodos, tranquilos, agradables y prácticos dónde el trabajador se sienta lo mejor posible para poder desarrollar su labor adecuadamente. Además lo importante no es el estilo que se escoge si no que en el ambiente de trabajo no existan tensiones y haya sobre todo, tranquilidad. ¿Quieres descubrir cómo el estilo minimalista consigue todos estos aspectos? ¡Presta mucha atención!

Una oficina minimalista

El minimalismo consiste en que en una estancia se mantengan espacios libres sin cosas que ocupen demasiado espacio, intentando mantener las líneas y formas simples para mantener un ambiente agradable y sencillo. Este tipo de decoración en una oficina es perfecta puesto que transmitirá al trabajador paz y calma para poder trabajar mejor.

Colores

Para conseguir una decoración minimalista en una oficina es imprescindible tener en cuenta los colores de las paredes que deben ser siempre claros y que potencien la luminosidad y la luz natural de la estancia, te aconsejo que utilices el blanco puesto que es el color que más potencia la sensación de amplitud y la tranquilidad. Si te parece que el blanco es demasiado aburrido lo puedes combinar con otro color como el gris para que también consiga un efecto tranquilo pero profesional.

Decoración de oficinas minimalistas
Otra opción también es utilizar colores algo más vivos y alegres pero siempre eligiendo colores que transmitan calma y serenidad. Por ejemplo, quedarían muy bien el amarillo (estupendo para la concentración), beige o verdes claros. Pero se deberán evitar a toda costa colores como el azul porque ayuda al descanso y el rojo o naranja porque activan el organismo de forma enérgica.

Mobiliario

El mobiliario es imprescindible para mantener el orden y la tranquilidad en una oficina y debes intentar que haya el mayor espacio libre posible. Por ejemplo puedes usar estanterías tanto verticales como en la pared empotradas, un escritorio en forma de L para poder sacar provecho a una esquina (si te gustan más los rectos procura que sea más largo que ancho). El escritorio deberá tener un espacio para poder guardar la silla debajo, que tenga cajones para poder guardar las cosas y tenerlas a mano.

Intenta que el mobiliario de almacenaje para los archivos que no siempre se vean los archivadores pero que quede estético y que el mobiliario en general respete unas líneas rectas y simples.

Decoración de oficinas minimalistas

Luz artificial

En una oficina es habitual que se trabajen en horas en las que no haya luz natural por lo que la luz artificial es un punto a tener muy en cuenta. Además de potenciar la entrada de la luz natural con cortinas finas o claras deberás tener lámparas de techo, apliques o lámparas de mesa que tengan una luz blanca y limpia y ayuden a no tener que fijar la vista o a atender a las personas de la mejor forma posible.

Aspecto limpio y ordenado

Otro aspecto también que resulta muy importante es que el lugar de trabajo siempre tenga un aspecto limpio y ordenado, por ello tanto los papeles como otros útiles de oficina deberán quedar siempre guardados. Para ello haz uso del mobiliario como archivadores y cajones.

Decoración de oficinas minimalistas
Recuerda no recargar mucho la estancia y decorar con lo necesario y esencial, verás cómo te quedará una oficina estupenda para trabajar muy cómodamente. ¿Te animas a cambiar la decoración de tu oficina actual por una más de este estilo minimalista para potenciar la tranquilidad y así aumentar la productividad en tu labor?