Decoración moderna para la oficina
Más allá de los recursos que ofrece Internet, la oficina es la principal carta de presentación de las empresas frente a sus clientes, que probablemente se dejarán seducir en parte por el buen gusto y la modernidad con la que se ha decorado el espacio.

Y es que como ocurre con el aspecto físico, una buena apariencia de entrada siempre ayuda a sumar puntos… Si estás montando tu propio negocio o si sencillamente necesitas una renovación adapta algunos de los consejos que te dejamos a continuación y realmente apreciarás los resultados.

En primer lugar debes entender la oficina como un lugar de trabajo en el que no solamente se debe potenciar al máximo la concentración de los empleados sino también su bienestar, pues sentirse a gusto en el entorno de trabajo sin duda ayudará a llevar a cabo las tareas con más ganas y de mejor humor.

Decoración moderna para la oficina
Pero cuidado, porque excederte con la informalidad también podría ser un tremendo error: escoge un máximo de dos o tres colores ‘formales’ para la decoración y combínalos en muebles, paredes y decoración: una buena idea es combinar el blanco con algunos tonos de la escala de grises para un entorno más formal o bien hacerlo con rojo y negro para conseguir un aire más contemporáneo.

Tu objetivo principal debería ser conseguir un espacio nada agobiante o recargado a nivel visual, lo que conseguirás gracias al uso de los colores claros, a las superficies de cristal o a los espacios despejados de muebles altos en la zona central (estanterías, armarios, etc. mejor pegados a la pared), entre otras cosas. ¿Tienes que dividir zonas? Hazlo con algunas plantas altas o con estanterías sin fondo que permitan que la luz pueda repartirse por toda la oficina.

En cuanto al mobiliario nuestro consejo es que apuestes por los muebles de líneas rectas y sencillas en madera o acero y que des buen protagonismo a las superficies acristaladas (puertas de armarios, mesas, paredes de cristal, etc.), pues servirán para ampliar visualmente el espacio.

A nivel decorativo las plantas, los vinilos o los cuadros serán algunos de los elementos fundamentales para dar un poco de vida al espacio.