Decoración retroiluminada
Es posible que en alguna ocasión hayas visto elementos decorativos luminosos que hayan llamado tu atención. Una serie de objetos que en principio parecen compartir las características comunes con todos sus semejantes, pero que destacan de manera especial por el mero hecho de proyectar una luz, no tratándose de productos de iluminación. Pues bien, en estos casos estamos ante una decoración retroiluminada.

Esto es posible gracias a la incursión de las nuevas tecnologías en el mundo de la decoración, las cuales les ofrecen a fabricantes y diseñadores un amplio abanico de posibilidades para seguir innovando hasta conseguir piezas tan originales como los cuadros y los espejos retroiluminados de los que hablaremos hoy. Todos ellos pertenecientes a una amplísima colección de la que podrás ver varios ejemplos a continuación.

Elige tu diseño favorito

Decoración retroiluminada
Todas estas piezas están realizadas con una base de metacrilato sobre la cual se pega una tela especial transmisora de luz. Esta tela puede mostrar diferentes imágenes que tienen que ver con diversas temáticas como flores, ciudades importantes, paisajes o el mundo animal. Dicha tela recubre la base metacrilato por toda la parte frontal y los laterales, de modo que cuando se enciende el interruptor, el objeto proyecta la luz en los colores de la fotografía, creando un impacto visual de gran belleza y originalidad. Estos cuadros y espejos cuentan con iluminación LED de bajo consumo, lo que hace más agradable disfrutar de uso sin preocuparse por un gasto excesivo.

Decoración retroiluminada
En cuanto a los espejos, existen diferentes formatos y tamaños entre los que podrás elegir. Hay modelos de cuerpo entero y otros más reducidos para colgar del modo convencional. Tanto unos como otros podrán llevar el espejo en la zona central o mostrarlo ligeramente ladeado. En cualquier caso, todos ellos podrás encontrarlos a juego con los cuadros, así como también con los cabeceros retroiluminados de los que hablé ayer mismo.