Decorar con objetos inspirados en dulces, gominolas y caramelos
A la hora de decorar una estancia, son muchos los objetos que podemos incluir tanto por su estética como por su funcionalidad. Si además hablamos de un espacio que va a ser ocupado principalmente por niños, estas piezas decorativas pueden resultar de lo más divertidas y originales, empezando por su colorido y terminando por la gran temática que pueden abarcar.

En el caso concreto de hoy veremos algunos artículos inspirados en dulces, gominolas y caramelos, una pequeña selección que seguro también hará las delicias de más de un adulto, bien por goloso, o bien por recordarle momentos de su infancia. Una serie de objetos decorativos que pertenecen a la firma Jellio, especializada en decoración infantil con diseños de chucherías y juegos.

Un toque divertido

Echando un vistazo a sus productos, me han llamado la atención algunos de ellos, como los pufs con forma de muffins que podemos ver en la primera imagen. Una reproducción bastante fiel de esa famosa pieza de repostería que le dará un toque especial al dormitorio o sala de juegos. En esa misma imagen podemos ver también unos osos de gominola en gran escala, un detalle que también tienen disponible en más colores y en acabado mate o semitransparente.

Decorar con objetos inspirados en dulces, gominolas y caramelos
De ositos de gominola también es la lámpara de techo que aparece en la segunda fotografía. Una enorme bola que cuenta con nada más y nada menos que 3.000 piezas de esta apetecible chuchería. Una fantástica combinación de colorido que la hace aún más atractiva si cabe. Un diseño muy original que seguro reconocerán los seguidores de la famosa serie “iCarly”, puesto que aparece junto con otros artículos de la marca.

Cabeceros de piruleta

Decorar con objetos inspirados en dulces, gominolas y caramelos
Por último, nada más fácil que desearle a un niño que tenga dulces sueños en una cama cuyo cabecero es una enorme piruleta. Un toque de color y originalidad que le gustará tanto como la casita de chocolate que en realidad es una mesita de noche.