Decorar cuartos de bebés
Decorar cuartos de bebés parece fácil porque en teoría los pequeños recién nacidos no “ponen pegas” en cuanto a la decoración, pero la realidad es que no es nada sencillo poder decorar un cuarto de bebé aunque si se siguen algunos consejos sí puede ser más sencillo de lo que parece al principio. Los pequeños cuando dejen de dormir en la habitación de los padres (cuna o cama) necesitarán una estancia donde puedan descansar.

Pero antes de que nazcan los pequeños ya deben tener su dormitorio para poder guardar sus cosas y para que desde antes de nacer ya tengan su lugar dentro del hogar. Los padres tendrán que saber decorar los cuartos de los bebés para poder disfrutar de estas estancias y que después sea su pequeño el que pueda disfrutarlo. ¿Quieres algunos consejos para poder decorar cuartos de bebés?

Decorar cuartos de bebés

Los colores

Los colores para decorar los cuartos de bebés tendrán que ser colores que inspiren tranquilidad y dulzura. Los colores más vivos puedes reservarlos para cuando el bebé se convierta en niño o niña y pueda escoger los colores que mejor le haga sentir. Pero cuando se trata de un bebé lo ideal es que los pequeños puedan contar con un dormitorio donde los colores dominantes sean los colores en tonalidades pastel y sobre todo que el blanco también sea un buen protagonista. Muebles blancos con textiles y paredes en tonalidades pastel son una idea excelente para la decoración del dormitorio de un bebé.

Decorar cuartos de bebés
Es muy importante crear un espacio armonioso y muy agradable para que el bebé se sienta protegido y muy arropado. Los muebles necesarios son importantes pero los colores juegan también un gran papel. Los colores al igual que nos sucede a los adultos también les transmite emociones que les puede hacer sentir mejor o peor. Los colores en tonalidades pastel siempre les hará sentirse muy bien.

Decoración con acentos

Puedes divertirte en la decoración añadiendo decoración con acentos. Por ejemplo puedes utilizar decoración en las paredes en 3D como vinilos decorativos que tengan este acento, o quizá prefieras añadir algunos lazos a la cuna con bonitos colores, o quizá prefieras añadir muñecos a las estanterías y textiles a juego.

Busca una temática

Otra idea excelente es buscar una temática para decorar el dormitorio del bebé. Aunque esta idea puede ser una estupenda solución decorativa para los niños y niñas hasta los 10 años, en los bebés también puede ser una buena idea. Los temas pueden ser aquellos aspectos que te gusten y que te parezcan dulces para tu bebé. Por ejemplo puedes escoger una temática de animales terrestres, de animales marinos o quizá de la naturaleza. Este tipo de temáticas nunca fallan y siempre serán una opción adecuada si sabes decorar con acierto.

Decorar cuartos de bebés

Ten en cuenta los textiles

Es probable que durante los tres primeros años de tu hijo/a en la cuna lo acuestes con un saquito de dormir en las noches más frescas, pero esto no quiere decir que tengas que dejar de lado la decoración de los textiles. Es más, me atrevo a decir que los textiles es una de las partes más importantes a tener en cuenta en la decoración de los dormitorios de los bebés.

Piensa decoraciones que encajen en el estilo o temática que hayas escogido y recuerda que los colores tendrán que encajar entre sí. En este sentido resulta necesario que tanto las cortinas, como las sábanas de la cuna, los cojines decorativos (¡nunca acuestes a tu bebé en la cuna con cojines o muñecos porque podría asfixiarse!) y la alfombra del dormitorio tengan el mismo estilo y encajen tanto en diseño, como textura y color.

¿Qué más crees que es necesario para decorar el dormitorio de un bebé?