Decorar el techo de la habitación infantil
A pesar de que ocupa tanto espacio como el propio hogar, el techo es por costumbre uno de los grandes olvidados de la decoración, y es que con una buena mano de pintura creemos haber hecho ya suficiente.

Sin embargo, el techo puede ser también un lugar perfecto para continuar con la decoración, especialmente en las estancias de los más pequeños.

Toma nota de algunas de estas ideas y deja que la fantasía se cuele en las noches de tus hijos para acompañarles en sus dulces sueños…

-Dormitorios infantiles: Para los más pequeños podemos buscar temáticas generales que sirvan para ambos sexos como por ejemplo un gran mural marino o selvático o pegar divertidos vinilos animados. Un recurso muy tradicional y que no deja de encantar a los niños son las pegatinas fluorescentes de estrellitas o planetas, que brillarán por la noche en la oscuridad reproduciendo el cielo nocturno.

Decorar el techo de la habitación infantil
-Dormitorios juveniles: Para las chicas una gran idea es colocar vinilos con frases, corazones, estrellitass, notas musicales y otras figuras en colores muy llamativos que combinen con el resto de la habitación. Los chicos por supuesto preferirán diseños de sus aficiones favoritas, ya sea el fútbol, el motociclismo o la música.

-Cuartos de juegos: Además de los vinilos, una gran idea puede ser pintar todo el techo como el tablero de algún juego como el ajedrez, las cartas, las damas o el parchís, por ejemplo (¡incluso podrías pegar las fichas boca abajo!). Divertidísima aunque, eso sí, también bastante compleja de realizar tu sólo.

Sin embargo, debes ir con cuidado a la hora de decorar los techos de estas estancias, pues además de ser su espacio de ocio también están destinadas al descanso y al estudio, donde un ambiente demasiado recargado podría resultar contraproducente al convertirlas en un espacio agobiante en el que no puedan relajarse o concentrarse.