Decorar el recibidor de estilo minimalista
El recibidor es una de las partes más importantes de la casa, aunque muchas personas no se la den por ser una zona de paso en la que únicamente estás cuando entras y sales de casa. Sin embargo, bien decorado te puede trasmitir muy buenas sensaciones, tanto a ti como a las personas que visiten tu hogar. No hace falta una gran inversión, con poco dinero podrás tener un recibidor espectacular.

Un estilo decorativo que triunfa es el minimalismo, todo un éxito prácticamente en todo el mundo y que encaja a la perfección en cualquier estancia del hogar, por pequeña o grande que sea. El estilo minimalista es aquel que se centra en utilizar pocos elementos en la decoración, tanto en muebles como en complementos u objetos decorativos. Aquí se cumple a rajatabla eso de “menos es más”.

Un recibidor perfecto

Decorar el recibidor de estilo minimalista
Elige con mucho detalle lo que vas a poner, siendo lo más recomendable un espejo, un mueble o balda para poner las llaves, una pequeña lámpara y alguna planta. Si tienes espacio, te quedará muy bien un banco, así podrás sentarte mientras esperas por alguien antes de salir de casa, especialmente si tienes niños, que podrán sentarse ellos cuando ya estén listos mientras esperen por ti.

Iluminación

Es muy importante que tengas en cuenta la iluminación en esa zona, y que lo hagas de forma que no se le quite espacio al resto de la casa, ni real ni en sensaciones. Lo ideal es poner un foco halógeno en el techo, ya que aportará muy buena luz al recibidor. Si pones un mueble auxiliar y hay espacio, una lámpara pequeña será también una buena opción.

Colores

Si optas por un minimalismo clásico, los dos colores más utilizados son el blanco y el negro. Puedes utilizar el blanco en suelo y paredes, dejando el negro para detalles como el marco del espejo, el mueble o una maceta. El blanco lo puedes combinar con cualquier color, pero lo cierto es que si quieres un espacio puramente minimalista, el blanco tiene que predominar.

Decorar el recibidor de estilo minimalista
Si prefieres optar por un minimalismo más moderno puedes utilizar otros colores y jugar con diversos tonos, pero lo que es innegociable es el hecho de utilizar pocos elementos. Si es en pequeños detalles, puedes utilizar tonalidades pastel o eléctricas, lo importante es saber elegir la cantidad adecuada.