Decorar un baño estilo rústico
El estilo rústico es ideal para decorar el interior de las casas o apartamentos de montaña, y es que se integra a la perfección con el campestre ambiente exterior, tosco y rudo pero a la vez encantador.

Decorar el baño con este estilo puede dar la nota diferencial de tu hogar, convirtiéndolo en un lugar acogedor e íntimo: La clave de este estilo está especialmente en los materiales para la decoración, aunque también es importante tener en cuenta cuáles son los mejores muebles y ornamentos para crear un ambiente realmente lugareño.

Por supuesto, lo primero será contar con los materiales por excelencia de los ambientes más naturales y traerlos al interior del hogar: La piedra y la madera serán la base de la decoración, que no puede entenderse sin ellos. Si puedes, aprovecha estos materiales para el recubrimiento de las paredes y también para los muebles.

Decorar un baño estilo rústico
En realidad no existe una regla que indique las líneas que tiene que seguir el mobiliario en el estilo rústico, pero sí deben ser de maderas nobles y de calidad con un estilo bastante robusto y algo envejecido.

Los tonos tierra y los neutros son básicos para la decoración, que tiene que ser agradable, acogedora e ideal para relajarse. Lo conseguiremos aplicando esta regla de color a la decoración y también a todos los textiles de la estancia.

Para crear un ambiente de relax nada mejor que una buena bañera o ducha con hidromasaje rodeada por algunas velitas aromáticas y una tenue luz para crear un ambiente distinto que te permita aislarte del mundo.

Como consejo final te diría que no confundas el estilo rústico con un estilo clásico o anticuado, pues a día de hoy existen muchísimos diseños que combinan modernidad y tradición en uno.