Diferentes acabados para el parquet
Elegante, tradicional y moderno a la vez, el suelo de parquet se caracteriza por utilizar la madera como elemento fundamental para cubrir toda la superficie. A pesar de que es tradicional de los hogares más familiares y acogedores, este tipo de suelo puede adquirir muy distintos estilos en función de los acabados que se dan a la madera.

Si quieres conocer los distintos acabados para suelos de madera o laminados (imitación a la madera) echa un vistazo a lo que te contamos… ¡seguro que encuentras el idóneo para tu hogar!

Madera natural

Son aquellos fabricados con madera maciza o multicapa, los de mayor categoría y también los más caros del mercado. Algunos acabados entre los que escoger son los siguientes:

– Sin tratar: el acabado es mucho más natural, lo que decorativamente es de agradecer. Sin embargo, puede que este parquet requiera unos cuidados más continuos y especiales.

– Barnizado: brillante y de aspecto moderno, este tipo de parquet permite destacar las vetas de madera. Es más resistente que el parquet sin tratar, por lo que entre otras cosas podríamos decir que es fácilmente lavable, resistente a los impactos y también a las manchas gracias a la película protectora que ofrece el barniz.

– Al aceite: es un acabado de lo más estético, especialmente porque matiza la madera y le da un aspecto suave y sedoso. No obstante, estos suelos precisan más mantenimiento.

Diferentes acabados para el parquet

Laminados

No son de madera natural sino que están hechos a base de materiales derivados prensados entre sí. Aún así, los resultados son realmente naturales y ofrecen una magnífica resistencia al desgaste, a los golpes y a las manchas:

– Estructurados: la textura es uniforme, por lo que no hay vetas o nudos de la madera sino que el acabado es completamente uniforme.

– Sincronizados: este acabado imita a la perfección las vetas de la madera natural.
Ahora ya estás preparado para tomar una decisión… ¿con cuál te quedas?