Cómo distribuir los muebles en el salón-comedor
Los pisos que se construyen desde hace unos años suelen ser pequeños, al menos a los que tenemos acceso la gran parte de la población. No todos tenemos la suerte de tener un piso amplio y espacioso que poder decorar sin problemas y, especialmente, sin tener que estar encajando cada pieza como si fuera un puzzle para colocar todo lo que necesitas.

En el caso de que tengas una casa pequeña, es muy importante saber distribuir los muebles de cada estancia de forma que le saques el máximo partido al espacio disponible. Hoy me gustaría centrarme en el salón-comedor para recomendarte cuál es la distribución más adecuada, así aprovecharás mucho mejor todo lo que quieras colocar en la estancia.

Define los espacios

Cómo distribuir los muebles en el salón-comedor
Lo primero que tienes que hacer es definir claramente la zona del salón y la del comedor, y para ello examina la estancia y piensa bien en dónde va mejor cada área. Los muebles son de gran ayuda para separar los ambientes, como por ejemplo una estantería abierta que sirva para decorar ambas zonas. También da muy buenos resultados pintar las paredes de diferentes colores, o el mismo color pero en diferentes tonalidades, poner papel pintado en una de ellas…

La forma de la estancia

Cómo distribuir los muebles en el salón-comedor
La forma del salón-comedor también influye mucho a la hora de elegir la distribución. Si es rectangular, lo mejor es dividir ambos espacios en paralelo, siempre de manera que la parte del salón quede más cerca de la ventana que la del comedor, que debe acercarse más a la cocina. Si la estancia es cuadrada, lo mejor para sacarle partido es poner los muebles de forma diagonal, así parecerá más grande y lucirá mejor estéticamente. En este caso, hay que ubicar el salón en una esquina y el comedor en la opuesta.

Funcionalidad

Hay que tener muy claro que cada espacio debe tener su función, distribuir los muebles de manera que se sepa para qué es cada cosa y cómo debe utilizarse. Por ejemplo, en la zona del salón debes crear un ambiente familiar y de confort que fomente la conversación, las relaciones y las buenas sensaciones. En este espacio debes potenciar la iluminación natural, importante tenerlo en cuenta a la hora de distribuir cada pieza.

Cómo distribuir los muebles en el salón-comedor
En cuanto al comedor, puede tener menos iluminación porque se utiliza menos, y siempre de forma más reservada. Igualmente debemos procurar que sea un espacio acogedor, dándole total protagonismo a la mesa, que dependiendo de la forma de la estancia será de una u otra manera. En el caso de estancias cuadradas, la mesa queda mejor también cuadrada o redonda, mientras que las rectangulares admiten también mesas alargadas.

¿Cómo te gusta distribuir tu salón? ¿Tienes algún consejo para compartir con nosotros?