Estilos de decoración para terrazas
Como en cualquier espacio del hogar, tu terraza también debe conseguir una personalidad propia adaptándose a aquellos estilos que más te gusten o que mayor sensación de relax puedan crearte.

Si quieres conocer algunos de los estilos más utilizados para la decoración de exteriores no pierdas detalle de lo que te contamos y decídete por el que más te llene.

Estilos de decoración para terrazas
– Rústico: Es recomendable para los porches o terrazas de las casas o masías en la montaña, y es que en este estilo los materiales robustos (madera generalmente combinada con forja o piedra) y los objetos cotidianos campestres toman el protagonismo. No pueden faltar las plantas, las flores y los arbustos.

Estilos de decoración para terrazas
– Mediterráneo: Son perfectas para las casas o pisos en la costa. Los muebles de líneas sencillas en tonos claros o medios combinados con textiles muy naturales en beige bastarán para crear estos ambientes. Puedes complementarlo con hamacas (dormilonas), farolillos y algunas flores y plantas en los alrededores.

Estilos de decoración para terrazas
– Oriental: Se valen de la madera, la piedra y las plantas (bambú, bonsáis, trepadoras, etc.) como básicos para la decoración. Si dispones de espacio y quieres recrear un espacio 100% oriental debes colocar en algún pequeño rincón una cascada de agua o un mini-estanque rodeado por plantas y piedras.

Estilos de decoración para terrazas
– Vintage: Son esas coquetísimas terrazas en las que los muebles desgastados y decapados o la forja toman el protagonismo del mobiliario. En estos espacios es esencial que cuentes con elementos naturales como coloridas flores y plantas y coquetos complementos que evoquen a épocas pasadas.

– Minimalista: Pocos elementos, muebles de líneas rectas y sencillas (mejor oscuros), colores claros como el blanco o el beige y mucha luz en el espacio son la clave de estas terrazas, que a menudo toman un aire un tanto japonés.

– Étnico: En este estilo no debe faltar el mobiliario de madera, rattán (similar al mimbre) o fibra, los complementos de algodón o lino en tonos claros y cálidos y un montón de plantas en macetas de terracota, cerámica o barro en los alrededores. Las lámparas de papel, los faroles o las antorchas contribuirán a conseguir una iluminación cálida e íntima.

– Juvenil: En estas terrazas todo vale siempre y cuando utilices un gran colorido para los complementos y los textiles. Aun así, también es cierto que quedará fenomenal sustituir la tradicional mesa con sillas alta por las mesitas de pequeño tamaño rodeadas por cómodos sofás en los que charlar.