Ideas para optimizar la luz en el baño
Sin lugar a dudas, el baño es la estancia más íntima de todo el hogar. Sin embargo, también suele ser la más pequeña y la más oscura, ya que en mucho casos no cuenta con iluminación natural y, en otros, las ventanas son tan pequeñas que prácticamente no permiten el paso de la luz.

La poca iluminación que caracteriza al baño en ocasiones nos hace difíciles algunas rutinas diarias que solemos realizar en este lugar, como peinarnos, maquillarnos o afeitarnos. Por eso, a continuación vamos a darte algunos ideas para optimizar la luz en el baño lo máximo posible. ¿Estás preparado?

Iluminación central y en los espejos

En primer lugar, debes tener claro que el cuarto de baño necesita una iluminación central que alumbre toda la estancia. Lo mejor en estos casos son las lámparas halógenas, que aportan una luz blanca que iluminará el cuarto de baño gracias al reflejo en los espejos que, por cierto, también deberán tener luces instaladas. Nosotros te aconsejamos dos filas de halógenos de 12 voltios alrededor.

Ideas para optimizar la luz en el baño

Ventanas

Lo ideal es que los baños cuenten con ventanas para que pueda entrar la luz natural, pero si quieres preservar la intimidad, puedes optar por los modelos translúcidos o cubrirlas con stikers translúcidos. De esta manera, disfrutarás de la luz exterior sin prescindir de la intimidad. Y si tienes un baño interior sin ventanas, puedes crear una para agrandar el espacio y beneficiarte de la iluminación de otras habitaciones. Los estores correderos garantizarán tu intimidad en estos casos.

Paredes blancas

Como sabes, el blanco refleja la luz mucho más que cualquier otro color, por eso, lo ideal es optar por utilizar este color en las paredes. De esta manera, crearás una interacción con la luz y darás más brillantez a la sala.