Ideas originales para la cabecera de la cama
Aunque estamos acostumbrados a los tradicionales dormitorios en los que la cama dispone del tradicional cabecero que la acompaña, lo cierto es que a día de hoy existen un montón de alternativas para sustituir este elemento de una forma a la vez elegante y original.

De hecho, el concepto de cabecero unido por completo a la estructura de la cama también ha cambiado y hoy en día ya no es ni siquiera necesario contar con uno de ellos. ¿Quieres conocer algunas interesantes ideas para renovar tu dormitorio? Toma nota, ¡hay opciones para todos los gustos y bolsillos!

Ideas originales para la cabecera de la cama
- Cuadros: Es el tradicional recurso decorativo que se utiliza con el cabezal. No obstante la idea se reinventa, pues existen a día de hoy un montón de posibilidades: Grandes cuadros o trípticos (de tres partes) que ocupan el mismo espacio que la estructura, mosaicos de cuadros de distintas molduras y formas, cenefas de fotografías, etc.

Ideas originales para la cabecera de la cama
- Vinilos o stickers: Elegantes, modernos y súper económicos, estos elementos son una solución rápida y estéticamente ideal para sustituir la cabecera de la cama. Los motivos naturales como las flores en sentido ascendente quedarán perfectas desde la zona de las almohadas prolongándose hasta un par de palmos del techo.

- Papel pintado o murales decorativos: Son una gran opción para decorar toda la pared donde iría el cabezal, pues de esta manera puedes vestir la pared al completo ahorrándote tanto este elemento como también el habitual cuadro que suele colocarse sobre él. Además, el hecho de escoger los motivos y temáticas que más vayan con tus gustos y el estilo decorativo de la estancia darán un toque de personalidad al dormitorio.

Ideas originales para la cabecera de la cama
- Estanterías: Son perfectas para aprovechar el espacio a la vez que pueden utilizarse para colocar algunos ornamentos que darán el toque decorativo al espacio.

- Paneles decorativos: Vestir tu pared con recubrimientos de piedra o ladrillo dará un envidiable toque de elegancia y sofisticación a tus estancias. De hecho, solo encontramos una pega a esta opción: el precio.