Ideas para pintar tu casa
Puedes tener en la cabeza la idea de pintar tu casa pero que te falten ideas para llevarlo a cabo. ¿Quieres conseguir un espacio cálido? ¿Quieres conseguir un espacio acogedor? Si te faltan ideas para pintar tu casa, no te pierdas este artículo porque quizá te haga encender esa bombilla para decorarla con nuevos colores.

Podrás conseguir un espacio cálido y con luz si escoges una pintura y un papel adecuado para tu estancia. Pero debes tener en cuenta cómo elegir los colores perfectos y cómo coordinarlos para que quede bien.

Líneas horizontales

Pintar con unas modernas líneas horizontales puede ser un bonito toque para tu salón. Para ello puedes colgar, por ejemplo, platos en las paredes de tu salón para combinar las líneas con los círculos, pero hazlo en diferentes partes de la estancia para que quede bien, puesto que si lo haces junto quedará demasiado sobrecargado.

Puedes pintar la pared con colores claros y las franjas en diferentes tonalidades, siempre a juego con el color principal.

Colores apagados

Si tienes en tus paredes lisas un color apagado que deja mucho que desear en tu estancia, te aconsejo que realices dibujos con plantillas para hacer contraste con el fondo.

Verás que con este consejo tan sencillo conseguirás que tus paredes estén más bonitas y además adquieran un toque de elegancia en lugar de estar tan apagadas.

Ideas para pintar tu casa

Más luz

Si tu intención es que haya más luz en el salón puedes utilizar el amarillo para las paredes (pero sólo en el salón, este color no lo utilices en el dormitorio puesto que es un color demasiado activo).

Transformará el salón en un ambiente agradable siempre que tono sea cálido y claro. Si empleas un mismo tono en la estancia podrás conseguir varios ambientes incluyendo una pared de otro color o accesorios de otro color que contraste, por ejemplo si las paredes son amarillas, pues cuadros en una de las paredes de color rojo.

Papel pintado

También para que tus paredes luzcan distintas puedes optar por el papel pintado y combinarlo con pintura, así podrás combinar dos colores en una misma pared, uno para la parte de abajo y otro para la parte de arriba (siempre combinando los colores adecuadamente).