Iluminar el jardín con piedras luminiscentes
Dentro del mundo de la decoración del hogar existen diferentes formas de iluminar tanto interiores como exteriores. Todo un mundo que parte de la más sencilla bombilla y que va creando diferentes ambientes a la vez que proyecta distintos tipos y grados de luz. Accesorios como pantallas pueden cambiar por completo la imagen de un rincón, así como halógenos y paneles ocultos conseguirán estratégicos puntos luminosos.

Lo mismo ocurre en los jardines, quizá de un modo que invita mucho más al sueño y la fantasía. Diseños de lo más variado que te permiten iluminar diferentes puntos de exterior como enormes bolas o pequeñas chispas a modo de estrellas. Otra propuesta maravillosa es la que te permite iluminar el jardín con piedras luminiscentes. Un innovador sistema de alumbrado que cada noche conseguirá que tu jardín brille por sí mismo con unas formas tan originales como atractivas.

Iluminar el jardín con piedras luminiscentes
Esta iluminación consiste en un estudiado diseño formado por piezas irregulares capaces de encajar a la perfección entre sí, por lo que al ir uniéndolas obtendrás un resultado óptico que recuerda un empedrado natural. Este original sistema se vende en líneas de 5 piezas, de modo que puedas colocarlas estiradas como un sencillo salpicado o que diseñes caminos y senderos que puedan llevarte por la noche a la puerta de tu casa. Rutas luminosas que tendrán como único límite tu imaginación.

Podrás buscar recónditos lugares donde acumular un lotecillo de estas piedras luminiscentes o esconderlas bajo plantas y arbustos y dejarte seducir por su luz indirecta. Crearás un efecto misterioso, cautivador, lleno de belleza y muy espectacular. Gozarás de una iluminación única y personal, con un toque romántico a la vez que natural. Un alumbrado que conservará intacto el placer de disfrutar de una noche al aire libre, ya que este diseño conserva totalmente el impacto visual de estar en plena naturaleza.