Los mejores suelos para el dormitorio
En el mercado existen multitud de opciones a la hora de vestir el suelo de una casa y, aunque a la hora de escoger el adecuado para tu hogar el diseño de los diferentes modelos es importante, no es lo único a tener en cuenta.

Por ejemplo, en el dormitorio se buscan suelos confortables, agradables al tacto y que se mantengan a una temperatura perfecta para que al pisarlo descalzo, no transmita frío en invierno ni calor en verano. ¿Quieres saber cuáles son las mejores opciones para esta estancia? Pues no te pierdas nada de lo que te contamos a continuación, porque vamos a explicarte cuáles son los suelos más adecuados para este tipo de estancias.

Moqueta de fibras vegetales

Una de las mejores opciones para el dormitorio es escoger una moqueta de fibras vegetales como el sisal, que garantiza confortabilidad, un tacto agradable y una temperatura adecuada al pisar descalzo. Piensa que las fibras naturales dan frescura y son muy resistentes, y más concretamente el sisal, que es muy suave y confortable.

Los mejores suelos para el dormitorio

Bambú

Si los suelos de moqueta no te gustan, también puedes optar por el bambú, que es tan cálido como la madera pero mucho más ecológico (se trata de un material sostenible porque el bambú tiene un rápido crecimiento). Y si te parece poco, también hay que decir que los suelos de bambú ofrecen calidad y resistencia y son más duros que el roble o el iroco.

Parquet

Por supuesto, la madera es el material cálido por excelencia, por lo que sigue siendo una de las mejores opciones para los dormitorios. Por supuesto, puedes escoger entre los diferentes tipos de suelos de madera que existen en el mercado.

Los mejores suelos para el dormitorio

Pavimentos cerámicos

Para finalizar, no queremos olvidarnos de lo último en tecnología, que son los pavimentos cerámicos que son capaces de conservar la temperatura ambiental.