Modificar la altura de paredes y techos
Como ya hemos dicho más de una vez, las paredes son una de las partes más importantes de la casa. Te hemos dado consejos sobre cómo pintarlas, cómo decorarlas, ¡y ahora incluso cómo trucarlas!

De hecho, existen algunos trucos para crear un efecto óptico que modifique parcialmente las características de techos y paredes para conseguir hacerlas más anchas, estrechas, altas o bajas…En definitiva, para poder modificar aquellos lugares que nos nos gustaría adaptar a nuestros gustos o a las necesidades decorativas que encontramos en cada estancia.

Por ejemplo, las paredes de techos muy altos pueden modificarse visualmente pintando el techo de un color más oscuro que el resto de paredes de la estancia, aplicando una moldura a unos 45 cm por debajo del techo para cubrir la parte superior de la pared y así reducirla (utilizando el mismo color que en el techo), o bajando el techo para crear un espacio de almacenamiento como una pequeña librería. Además, es preciso que intentes atraer la atención sobre puntos de las paredes y no del techo, por lo que te recomendamos andarte con cuidado con las lámparas que eliges.

En cambio, para los techos muy bajos hay que aplicar otra serie de normas que lo que pretenderán es ampliar los espacios: pintar rayas verticales en la pared o utilizar papel pintado de estas características hará que se cree un efecto de mayor distancia hasta el techo. Éste debe estar pintado en colores claros y brillantes, pues este tipo de colores son los mayores transmisores de luz para las estancias y crean una sensación de mayor amplitud en ellas.

Si tienes ventanas en esta baja pared, no coloques las cortinas justo por encima de la ventana, sino lo más cerca del techo posible, siendo siempre prudente y no excediéndote, pues también puede notarse la intención y perder así toda la eficacia. Si lo haces correctamente, las ventanas parecerán más altas y el techo también.

Para estrechar o ensanchar una pared utilizamos la regla que sirve en cualquiera de los casos: rayas verticales para estrechar y alargar la pared y rayas horizontales si lo que deseamos es conseguir el efecto contrario.