Motivos para colocar la tele en la pared
Casi todo el mundo tiene al menos un televisor en casa, y muy pocos conservan los llamados “de tubo”, esos grandes que tenían mucho fondo y ocupaban un gran espacio. Actualmente, lo más habitual es que sean pantallas planas, diseños modernos que es recomendable que se cuelguen en la pared en lugar de sobre un mueble, ya que será mucho más seguro para su estabilidad.

A pesar de que cada vez se diseñan televisores más grandes, con más pulgadas, lo cierto es que también se busca que sean mucho más planos, por lo que pesan menos y ocupan menos espacio. Hoy me gustaría hacer un pequeño repaso a los motivos más interesantes para colocar la tele en la pare y no en un mueble. ¡Toma nota!

Más espacio

Motivos para colocar la tele en la pared
Al colgar la tele en la pared, está claro que ganamos todo ese espacio en el mueble, pudiendo así poner en él los diversos aparatos electrónicos que se suelen conectar a ella. También puedes poner elementos decorativos y todo lo que necesites. Si lo prefieres, pon poca cosa, será más fácil de limpiar.

Mucho estilo

No cabe duda de que el aspecto que deja una tele en la pared es mucho más bonito y llamativo que si está en el mueble, dando así un estilo más auténtico y moderno al salón o a la estancia en la que esté ubicado. Hay incluso muchos muebles de salón que traen el hueco para colgar la tele, que parece que está suspendida en el aire, quedando un conjunto mucho más moderno.

Mejor visión

Motivos para colocar la tele en la pared
Una pantalla en la pared ofrece una mejor visión de la propia tele y de toda esa zona, ya que se ve un espacio más despejado al estar más alta. De hecho, el televisor parecerá también más grande.

Más ángulos

Una de las grandes ventajas de poner la pantalla plana en la pared es poder utilizar un soporte que permita moverla para que se vea desde diversos ángulos, lo que más te convenga en cada momento. Es muy útil si, por ejemplo, tienes una cocina americana y quieres ver la tele del salón, puedes girarla y la verás sin problema.

Disimular los cables

Una de las preocupaciones de la gente a la hora de colgar la tele en la pared es que se vean los cables, que casi siempre van hacia abajo para enchufarse. Por suerte, hay muchas modernidades también en este sentido y puedes encontrar canaletas y otros sistemas para poder disimularlos e, incluso, integrarlos en la decoración.

A mi me encanta tener la tele colgada, ¿conoces algún motivo más para hacerlo? ¡Compártelo con nosotros!