Paredes de agua en la decoración
¿Te gustaría conseguir un ambiente relajado en tu hogar? Pues la solución se encuentra en las paredes de agua, una propuesta ideal para implementar los elementos propios de la naturaleza dentro de tu vivienda.

En la oficina o en tu propia casa se van creando ambientes demasiado recargados por culpa de la rutina diaria, el trabajo acumulado y la poca luz del sol, entre otros muchos factores, lo que puede llevar al estrés. Sin embargo, gracias a las paredes de agua podrás entrar en contacto con la naturaleza, permitiéndote disfrutar de una decoración original con el efecto de agua que parece suspendida en el aire. Pero, ¿sabes en qué consisten?

Cómo funcionan

Las paredes de agua son como fuentes en circuito cerrado que funcionan de forma independiente. El agua circula constantemente y se oculta en una bomba sumergible que tiene un tanque de recepción que lo lleva de nuevo a la tubería y lo vuelca en la pared de agua.

Paredes de agua en la decoración

Variedad de diseños

En el mercado encontrarás una gran diversidad en diseños, tamaños, y efectos, por lo que podrás encontrar la que mejor se ajuste a tus espacios. Incluso, podrás encontrar algunas que tienen incluidas luces LED, otorgándole un aspecto más vistoso y atractivo a las paredes. Por supuesto, también encontrarás paredes de agua de pequeñas dimensiones, que ocuparán menos espacio y te saldrán más económicas.

Las paredes de agua no solo son geniales para introducir la naturaleza en la decoración del hogar, sino que son ideales como separadores de ambientes. Además, poseen excelentes cualidades traslúcidas para no restar luz.

De instalación sencilla

Lo mejor de todo es que la instalación no es demasiado complicada. Solo es necesario saber realizar las conexiones de agua y electricidad requeridas, aunque siempre es preferible que se encargue un profesional.