Pequeños electrodomésticos que te harán la vida más fácil en casa

Una casa bien equipada para hacer tu vida más fácil y permitirte ahorrar tiempo pasa por contar con un número de pequeños electrodomésticos. Dependiendo de tu frecuencia de uso, de las personas que viváis en la casa y de tus propios gustos, puede que la lista de electrodomésticos de pequeño tamaño que vamos a mostrarte a continuación te resulten más o menos útiles, pero probablemente algunos de ellos serán lo que estás necesitando para enriquecer y mejorar tu vida doméstica.

Pequeños electrodomésticos que te harán la vida más fácil en casa

Arrocera, para un arroz cocido perfecto

Puede que ya seas un gran cocinero/a, pero muchas veces, por falta de tiempo, no conseguimos que el arroz nos quede exactamente como deseamos. La arrocera es un pequeño electrodoméstico sencillo para tu cocina, que te permitirá hacer un rápido y sano acompañamiento en pocos minutos sin ningún esfuerzo, consiguiendo siempre el arroz en tu punto y pudiendo hacer mientras otros quehaceres, como ducharte o leer un libro, sin necesidad de estar pendiente.

Pequeños electrodomésticos que te harán la vida más fácil en casa

Una arrocera eléctrica es una pequeña olla con una tapa que se conecta a una red eléctrica. Cuando el arroz esté listo, te avisará o directamente se apagará, sin complicaciones. Sólo necesitas colocar una medida de arroz por cada medida y 1/2 de agua y pulsar el botón. Además, podrás aderezar tu arroz como quieras: con aceite, laurel, pimienta, especial, sal o un diente de ajo. También es posible hacer recetas especiales en la arrocera, como arroz con pollo.

Licuadora, para los mejores zumos

Mucha gente adora las licuadoras, especialmente aquellos a quienes les encanta empezar o acabar el día con un zumo fresco y natural, cargado de vitaminas. Las licuadoras son unos aparatos que sacan el agua de la fruta, dando lugar a deliciosos zumos, con o sin pulpa. Pero además, una buena licuadora te permitirá:

– Moler frutos secos, como nueces o avellanas, para tus postres.
– Preparar sorbetes con o sin alcohol.
– Hacer batidos de chocolate, de frutas…
– Preparar purés, un electrodoméstico muy útil si tienes bebés.
– Si tiene la función, también podrás picar alimentos para guisos y ensaladas, como migas, chocolate, vegetales picados para el gazpacho…

Pequeños electrodomésticos que te harán la vida más fácil en casa

Por eso, te recomendamos invertir en una buena licuadora. Si eres una sola persona, quizá te vale con 400 vatios (mira como referencia, que pueda licuar sin problemas zanahorias), pero los expertos recomiendan entre 500 y 700 vatios mínimo porque vas a obtener purés y zumos mucho más finos y te va a durar más tiempo. También fíjate en que las piezas se puedan desmontar y limpiar con facilidad. Los modelos nuevos de hoy en día suelen venir con piezas desmontables ya que, si el proceso de limpieza resulta muy engorroso, acabaremos por no usarla y tenerla de adorno.

Pequeños electrodomésticos que te harán la vida más fácil en casa

También podemos elegirla con varias velocidades (para picar, trocear, batir…), esto ya dependerá de tus necesidades y de lo que quieras invertir. Por último, aunque los vasos suelen ser de plástico, si encuentras un modelo con vaso de aluminio tanto mejor, además de que te durará mas tiempo, dará un toque de modernidad y elegancia a tu cocina.

Una licuadora buena no es un electrodoméstico barato, pero ya puedes encontrar modelos decentes por 30-50 euros.

Antes de pensar en adquirir una, piensa si tienes ya una buena batidora de vaso. Muchas veces, con ellas podemos hacer también muchos zumos y purés y puede que al final no demos tanto uso a la licuadora, aunque para zumos, por su facilidad y resultado, la licuadora puede ser la solución estrella.

Hervidor de agua o kettle

No es tan común encontrar este sencillo aparato en las casas españolas como en el norte de Europa, donde casi todas tienen una como si de un horno se tratara, pero la verdad es que hace el día a día mucho más sencillo, apenas ocupa y su coste no supera los 15 euros. Se trata de una jarra conectada a la corriente que te permite hervir el agua, lo cual resulta muy útil para hacer infusiones rápidamente, para cocinar (en lugar de esperar a que se cueza el agua, utilizamos el del hervidor), para hacer salsas, diluir pastillas de cocina… etc. Si te gusta beber infusiones no muy calientes, hay también hervidores que te permiten seleccionar la temperatura a la que quieres que esté el agua: 40, 60, 80 ó 90 grados. ¡Se acabó el quemarnos los dedos con la taza cada vez que calentamos agua para infusiones en el microondas!

Pequeños electrodomésticos que te harán la vida más fácil en casa

Máquina de vapor con temporizador, para una comida más sana

Es un buen electrodoméstico para ahorrar tiempo a la hora de cocinar y, sobre todo, si te has propuesto comer más sano, con menos aceites y fritos. No ocupa casi nada y nos permite cocer tres alimentos al mismo tiempo (verduras, carne o mariscos y huevos, por ejemplo), cada uno con la temperatura que le corresponda. Es realmente un buen aliado para la cocina porque muchos días en los que no puedas o no te apetezca cocinar, tendrás que hacer poco más que depositar los alimentos y conectarlo.

Pequeños electrodomésticos que te harán la vida más fácil en casa

Según sus fabricantes, esta manera de cocinar hace que os alimentos conserven todas sus propiedades y vitamina e intensifica su sabor. Lo mejor de todo es su precio: hemos encontrado en las tiendas este aparato por 25 euros. ¡Abre la puerta a la cocina sana!

Tostadora, para empezar el día con pan recién tostado

Es un electrodoméstico tan básico y presente en la mayor parte de los hogares, que seguramente ya lo tengas. Ocupa poco espacio, es barato y nos permite tener pan tostado en segundos, lo que en muchos casos nos permite comer pan calentito aunque no hayamos tenido tiempo de pasar por la panadería. Dentro de las tostadoras, como todo, hay varios tipos ajustados a diversos presupuestos.

Algunas te permitirán tostar a diferentes temperaturas según el tipo de pan o alimento que quieras calentar (por ejemplo, un croissant se tuesta diferente que una rebanada de pan integral)

Un producto que gusta mucho son las tostadoras verticales, por ejemplo el modelo Mattina Plus, que permite controlar muy bien la temperatura e ir girando el pan a medida que se tuesta. Mantiene caliente tu pan, así que puedes encenderlo e irte a duchar cada mañana, cuando acabes tu pan estará calentito y esperándote. Tiene el inconveniente de que ocupa más espacio que las horizontales, por lo que si siempre quieres tenerla a la vista, en lugar de almacenada (suele ser un aparato que se usa a diario), tendrás que tener una encimera o mesa grande.

Una balanza báscula digital de colgar

Aquellas personas a las que le guste cocinar de verdad, especialmente en lo que concierne a repostería, necesitan una báscula de gramos para no equivocarse en las cantidades. Son productos muy sencillos y básicos, pero que pueden resultar muy necesarios a la hora de hacer determinados platos o postres. Una que nos gusta mucho es aquella que puede fijarse o colgarse en la pared, viene con un gancho y sólo tenemos que poner los alimentos u objetos (como plátanos o una llave) o bien el cazo que viene incluido, para echar elementos como harina, leche o arroz. Puede pesar desde 5 gramos hasta 25 kilogramos, así que si necesitas algo más preciso, tendrás que optar por una báscula más profesional.

Pequeños electrodomésticos que te harán la vida más fácil en casa

Batidora de vaso

Aunque antes hemos hablado de la licuadora, una buena batidora de vaso también puede ser la reina de cualquier cocina, especialmente si nos gusta preparar batidos, purés o salsas. Sin embargo, si y tienes licuadora y otro tipo de aparato para batir, como puede ser la batidora de mano, quizá no te haga falta.

Pequeños electrodomésticos que te harán la vida más fácil en casa

Si cocinas sopas a menudo o si tienes bebés, este electrodoméstico puede hacerte la vida mucho más fácil. Sólo tienes que pelar y trocear las frutas o verduras (o lo que quieras, también puedes añadir a los purés carnes o pescados cocidos), cerrar la tapa (¡muy importante! Si no quieres tener que repintar las paredes) y dejar que en pocos segundos todo esté perfectamente triturado. Es una gran ayuda para platos como gazpacho y especialmente útil para cocinar en grandes cantidades. Busca una con buena potencia y unas varillas bien afiladas para que te dure muchos años y lo bata todo sin esfuerzo.

Pequeños electrodomésticos que te harán la vida más fácil en casa

Yogurtera, abre la puerta a los saludables yogures caseros

Quizá este electrodoméstico no sea tan funcional porque sólo nos sirve para una cosa: hacer yogur. Pero, al mismo tiempo, estamos dando un gran regalo a nuestra salud al empezar a comer a partir de ahora yogures caseros y totalmente personalizables en lugar de los industriales, que gastan tanto plástico y contienen aditivos que pueden ser perjudiciales para el organismo. Si vives en familia, posiblemente este aparato mejorará tu calidad de vida.

Pequeños electrodomésticos que te harán la vida más fácil en casa

Los yogures son alimentos recomendables para incluir en la dieta. Podrás hacerlos naturales, con mermelada, con compota, con un colchón de frutas, con chocolate o frutos secos… sé creativo/a e incluye este lácteo en tu dieta de la manera más sabrosa posible. Una yogurtera para hacer 7 yogures (con tapón de rosca, para poder llevártelos al parque o al trabajo), cuesta alrededor de 20 euros.

Pequeños electrodomésticos que te harán la vida más fácil en casa

Panificadora, pan reciente cada mañana

Al igual que la yogurtera, es un electrodoméstico muy específico, así que tendrás que pensar bien si lo vas a usar lo suficiente para que te rente. La yogurtera suele ser una buena inversión, porque es barata, pero una panificadora buena puede costar entre 60 y 100 euros y sólo justificará su precio y el espacio que va a ocupar en la cocina si vamos a hacer a menudo nuestro propio pan.

Pequeños electrodomésticos que te harán la vida más fácil en casa

Si la respuesta es sí, las posibilidades que este aparato nos da son muy amplias. Gracias a él podrás contar con todo un placer y privilegio que te hará mejorar en calidad de vida: poder comer pan reciente natural y que hayas personalizado según te apetece. Así, podrás hacer pan básico, francés, integral, dulces, podrás añadir especias, frutos secos, usar harina de garbanzos y un largo etcétera, dependiendo del modelo. También la puedes usar para hacer masa de pizza casera y otras cosas, como mermeladas. Si realmente la das un buen uso, tu bolsillo (y los paseos a la panadería) te lo agradecerá y tu familia e invitados adorarán comer tu pan reciente.

Elige un modelo de poco espacio (que no sea un estorbo en la cocina), con varios niveles de tostado de corteza (al menos tres niveles) y varios programas. Estos aparatos pueden incluir un extenso libro de recetas dulces o saladas, aunque en Internet encontrarás muchísimas. Y si no, deja fluir tu creatividad.

Freidora sin aceite, funciona con aire

Es posible que frías a menudo alimentos como patatas fritas, croquetas o calamares a la romana, pero que quieras poder seguir comiendo estos alimentos con menos aceite y de una forma más saludable. En este caso, hay unos aparatos relativamente nuevos que fríen gracias a una corriente de aire y usan nada o muy poco aceite. Sus ventajas frente a las freidoras convencionales son extensas: el proceso es mucho más limpio y sano y las maquinas son más fácil de usar y limpiar. Con ellas te ahorras las salpicaduras, quemaduras, humos, olores o sucios aceites. Con un trapo será suficiente para mantenerlas limpias. Además de que estarás ahorrando muchísimo en la economía del hogar al no comprar tanto aceite.

Pequeños electrodomésticos que te harán la vida más fácil en casa

En el sabor también se nota, especialmente si te desagradan los alimentos demasiado aceitosos.
Sin embargo, este electrodoméstico también tiene desventajas. Como es una especie de horno en miniatura con características propias, los alimentos no quedan tan crujientes como con una freidora normal o si los hacemos en la sartén.

Procesadores de alimentos

Esta es una opción algo menos común en los hogares, más costosa y sólo recomendada para las personas que pasan muchas horas en la cocina. Si tienes una familia grande y pierdes muchísimo tiempo picando, cortando, amasando, etcétera, es posible que un procesador de alimentos te simplifique la vida pero, si no es el caso, quizá es mejor seguir haciéndolo a la vieja usanza, porque cuestan mucho dinero y necesitas mucho espacio en tu cocina. Un procesador de alimento es un aparato parecido a una batidora en cuanto a diseño que viene con diferentes envases y te permite rallar, filetear, picar, preparar masas, montar, hacer helados, salsas o mermeladas y un largo etcétera. Es una especie de robot de cocina que, si bien no hace la comida íntegramente como otros aparatos mas sofisticados (ni fríe ni asa), si que hace el proceso de preparación mucho más rápido y simple.

Elige uno con buena potencia, un diseño que embellezca tu cocina y buenos materiales y, sobre todo, fácil de limpiar. Un buen procesador de alimentos puede llegar fácilmente a los 800-1.000 euros.

En cambio, hay otros electrodomésticos de cocina de los que podemos prescindir, como los exprimidores eléctricos, ya que ocupan mucho espacio y son algo incómodos de limpiar. Los exprimidores manuales -a no ser que tengamos diariamente que hacer mucha cantidad de zumo- nos siguen sirviendo para pequeñas cantidades y, si tenemos una licuadora, probablemente no los necesitemos.

Aspiradora a vapor, para una limpieza impecable

Es posible que ya contemos con un aspirador robot, que funcionan muy bien, o con una aspiradora potente, pero si queremos una casa perfecta en cuanto a limpieza, nos podemos permitir el lujo de comprar una máquina a vapor, también denominada vaporetto. Tiene dos funciones: aspirar -como una aspiradora al uso, además son muy similares en cuanto a diseño- y limpiar a fondo gracias al vapor. Además, ahora muchos modelos vienen con boquillas para limpiar los cristales y otras funciones.

Pequeños electrodomésticos que te harán la vida más fácil en casa

Si bien un robot aspirador es más fácil (lo pones en el suelo y te aspira toda la casa, aunque recomendamos usarlo cuando los niños o las mascotas no estén), nos gusta más el vaporetto porque, aunque con más esfuerzo, consigue una casa más limpia y protegida.

Báscula de baño con un diseño atractivo

Un aparato muy útil que necesita cada casa, ya no solo para controlar nuestro peso, sino para funciones como pesar maletas cuando nos vamos de viaje. Apuesta por un modelo de báscula de baño que dé una nota de glamour y distinción a tus aseos. En pequeños elementos, es conveniente escoger bien el diseño, como ocurre también con secador de pelo, si va a estar a la vista. Una forma muy cómoda de usar éste es fijándolo a la pared, tipo peluquería, así te facilitará la vida y podrás destinar los armarios a guardar otras cosas.

Pequeños electrodomésticos que te harán la vida más fácil en casa