Qué hacer para que el parquet esté siempre como el primer día
Hoy en día son muchas las personas que optan por poner parquet en su hogar y no es de extrañar, ya que aporta calidez, es resistente, crea ambientes acogedores y es estéticamente incomparable con cualquier otro pavimento. En definitiva, un suelo de madera supone una apuesta más que segura en casa.

El único inconveniente es que requiere un poco de constancia en su cuidado para mantenerlo en perfectas condiciones. ¡Peor no te asustes! Mantenerlo como el primer día no te costará tanto cómo te crees. ¿Quieres saber cómo lograrlo?

Limpieza

Para que tu parquet se mantenga en perfectas condiciones, cada semana deberás aspirar su superficie a fondo para limpiar cualquier resto de arenilla que pueda arañar. También es importante pasar la fregona bien escurrida de vez en cuando, aunque con un producto especial para suelos de madera.

Qué hacer para que el parquet esté siempre como el primer día
También es importante que elimines las manchas enseguida para evitar que penetren en la madera.

Sol y humedad

Por supuesto, es imprescindible resguardarlo del sol, especialmente en verano y durante las horas de más exposición. Para ello solo tendrás que bajar las persianas o correr las cortinas durante esas horas. Además, puedes añadirle algún producto para ayudar a que mantenga su color y textura original.

Qué hacer para que el parquet esté siempre como el primer día
Por otro lado, tendrás que controlar la humedad. Un exceso de ésta podría provocar que la madera se combara, y si fuera escasa tendería a agrietarse.

Otros cuidados

También tendrás que tener cuidado con las termitas y la carcoma, unos insectos que se alimentan de la madera y que la pueden dañar. Si tus suelos no están tratados, lo mejor es rociarlos de vez en cuando con un aerosol específico.

Por último, es recomendable que una vez al año trates la madera con cera antideslizante o aceite especial.