Fotos de salones bonitos
En ocasiones queremos hacer las cosas demasiado rebuscadas, pero en decoración no es necesario. Cuantas menos cosas coloquemos dentro de un salón más bonito, espacioso y elegante quedará. En los interiorismos, menos puede ser más, para conseguir una sala de estar bonita es tan sencillo como saber combinar los colores de las paredes con los del sofá o las cortinas, aprovechar al máximo la entrada de iluminación natural y comprar un mobiliario de líneas rectas que encaje perfectamente en los diferentes espacios.

Diferentes ambientes

Un salón bonito no tiene por qué cumplir un estilo concreto, para que un salón sea bonito también tiene que ser acogedor y para ello tendrá que tener personalidad y que los elementos que lo componen combinen entre sí a la perfección.

Con colores claros en las paredes y colores que destaquen en el sofá con una alfombra que ayude e encontrar el contraste, un mobiliario práctico a la vez que con estilo, un lienzo sin cuadro encima del sofá, plantas para dar un toque de naturaleza, una lámpara de pie al lado del sillón de lectura… ¡son miles las opciones! Sólo mira tu salón y empieza a imaginar.

Fotos de salones bonitos

Orden y limpieza

Por supuesto un salón para que sea bonito también debe estar además de estar iluminado y limpio, debe estar también, ordenado. A nadie le gusta entrar en una estancia donde el desorden es protagonista. Ver cosas encima de la mesa central, ropa en el sofá, las sillas mal puestas, suciedad en las estanterías… eso resta belleza a cualquier salón y son aspectos clave que se deben tener en cuenta.

Para que te sientas cómodo de verdad y tus invitados también, decora a tu gusto y con personalidad, pero mantén la estancia limpia.

A continuación te queremos mostrar una selección de salones bonitos dónde la máxima “menos es más” se ve claramente. Esperamos que te sirva para inspirarte y que tu salón quede precioso una vez que hayas acabado de decorarlo.