Secretos para limpiar el mármol en el hogar
Antiguamente se llevaba mucho el mármol tanto en cuartos de baño como en cocinas, pero poco a poco se ha vuelto a ir integrando en los hogares porque además de fáciles de mantener son materiales muy agradecidos y por si fuera poco muy vistosos, ya que engalanan el ambiente y crean una atmósfera cálida. Sinceramente esta piedra siempre me ha encantado quizá porque siempre he convivido con ella desde que era pequeña y fue mi madre quien me enseñó a limpiarla para que quedase como el primer día.

Cómo hacerlo

Para limpiar el mármol y que quede como el primer día te aconsejo que llenes un recipiente de agua caliente y eches también un chorreón de detergente para los platos y otro de amoniaco (dos o tres tapones es más que suficiente). Después coge un estropajo de los verdes y limpia el mármol con movimientos suaves, una vez que hayas acabado pasa una bayeta humedecida en agua por encima y después un paño seco. ¿Cómo te ha quedado?

Siempre productos caseros

Aunque pienses que es mejor usar productos químicos o pensados para el mármol de los que venden en las tiendas, nada más lejos de la realidad. Te aconsejo que si puedes usar productos caseros mucho mejor porque evitarás dañar el mármol innecesariamente y además los resultados son igual e incluso más de eficaces.

Además existen algunos productos caseros que son muy eficaces como el vinagre (siempre rebajado con agua)para las manchas más difíciles y así podrás evitar utilizar productos químicos muchos más desaconsejables. Siempre que lo limpies con productos caseros deberás pasar después un poco de agua para evitar que pueda dañarse.

Secretos para limpiar el mármol en el hogar

Sin productos químicos

Ya te he comentado dos formas para poder limpiar el mármol pero lo que debes evitar sobre todo son los productos químicos porque son demasiado abrasivos y también evita las esponjas que puedan rayar, por este motivo los estropajos verdes son más efectivos porque además de eficaces son más suaves.

En lugar de utilizar productos químicos utiliza productos caseros para las manchas difíciles y la solución de agua, jabón y un poco de amoniaco para darle el toque de limpieza final a toda la superficie.

Siempre con movimientos suaves

Cuando limpies el mármol debes hacerlo siempre con movimientos suaves y nunca frotar. Si la mancha está muy incrustada es mejor echar la solución para limpiarlo y esperar a que se reblandezca y después limpiar suavemente evitando cepillos, esponjas o estropajos que puedan dañarlo.