Cómo dar calor a tu hogar
Hace unos días veíamos cómo aislar tu hogar de las temperaturas exteriores, lo que hoy queremos enseñarte es a elegir las texturas que van a ayudarte a aislar el frío y permitir que pases el invierno en un hogar cálido. Cortinas, sábanas, alfombras… tanto el color como los materiales harán que tu casa sea, de verdad, ese sitio al que estás deseando llegar después de una jornada de frío en la calle.

En primer lugar, viste las ventanas con telas tupidas o fórralas con muletón. Opta por cortinas confeccionadas y de mucho gramaje (chenillas, terciopelo sintético) y deja que sobresalgan unos 30 ó 40 cm. a los lados. Pon una alfombra de lana, son las más aislantes y regulan no sólo la temperatura, sino también la humedad ambiental. La tapicería del sofá será más cálida al tacto si tiene pelo y son aún más confortables si incorporan fibras acrílicas (dan más calor que las naturales).

Seguir leyendo

Aislar tu hogar de las temperaturas exteriores
Los meses de invierno son los que más nos hacen asemejar todas las cosas que debemos corregir en casa: rendijas por las que se cuela el frío, calefactores que no funcionan… y también estructuras que nos hacen sentir poco protegidos de las bajas temperaturas exteriores.

Para conseguir hacer de tu casa un lugar más cálido y confortable debes aislar térmicamente paredes, techos y suelos. Eso sí, debes escoger aquellos materiales que más se adecúen a tus necesidades y que principalmente sean capaces de resistir al frío, al calor y a la humedad, que sean resistente a los parásitos y que además sirvan como buenos aislantes acústicos para fomentar el hogar acogedor que buscábamos.

Seguir leyendo