Tener una casa autosuficiente
¿Te gustaría que tu casa se autoabasteciera por sí sola de energía y de agua gratuitas? ¡Pues es posible! Es lo que llamamos una casa autosuficiente, que es capaz de funcionar autónomamente sin depender de las redes de suministro exterior de pago.

La casas autosuficientes se alimentan de energías renovables y obtienen y reciclan el mayor número de litros de agua para su consumo interno. Además, este tipo de viviendas reutiliza los residuos, especialmente los orgánicos y los convierte en abono o compost. ¿Quieres conocer más detalles sobre este tipo de casas? ¡Pues atento!

Arquitectura bioclimática

Las casas autosuficientes deben ser diseñadas siguiendo criterios de arquitectura bioclimática, lo que supone un estudio previo de la orientación de la vivienda, de las condiciones climáticas de su entorno, de la vegetación y del terreno. A partir de ahí, se crean fachadas solares, cubiertas vegetales o ventilación cruzada con materiales ecológicos.

No generar basura

Como te hemos comentado, uno de los objetivos de las casas autosuficientes es no generar apenas basura y, si se crea, reciclarla y transformarla. Los residuos orgánicos, por ejemplo, se reciclan con compostadores para transformarse en compost y abono.

Tener una casa autosuficiente

Energía renovable

Este tipo de casas se autoabastecen de energías renovables como la solar con paneles térmicos para calentar el agua, paneles fotovoltaicos o los ligeros termodinámicos que captan electricidad para calefacción, climatización… También puede utilizarse la energía geotérmica, que procede de la tierra, de la eólica, o de la biomasa, captadas a través de la materia orgánica.

Para conseguir agua para autoabastecerse, se utiliza el método de la recogida de aguas pluviales; el reciclaje de aguas grises, ya usadas en el lavabo y la ducha, y las aguas residuales, que también pueden ser tratadas y recuperadas.

Aislamiento

Otra de las claves de este tipo de casas es el aislamiento: cerramientos de triple acristalamiento, puentes de rotura térmica, materiales aislantes, fachadas ventiladas…