Terrazas mejoradas para disfrutar
La llegada de la primavera trae consigo el buen tiempo, un aire agradable, días más largos y soleados, buenas temperaturas que se prestan al disfrute del ambiente en su plenitud. Ahora es cuando apetece realmente disfrutar de algunas jornadas al aire libre, después de un invierno tan largo, prácticamente encerrados. Pero, precisamente por estar tanto tiempo cerradas, es posible que tengamos la terraza un poco descuidada, y ahora es el mejor momento para meternos en esos arreglitos que ayudan a mejorarla. Hay aspectos que conviene revisar bien para ofrecer mayor seguridad y perdurabilidad, como pueden ser el suelo o la barandilla.

En el caso del suelo, puedes optar por el gres o la cerámica de alto impacto, pero otra idea que dará un estilo más chic y bohemio es incorporar suelo de madera, que dará a tu terraza un aire rústico, como si de una cabaña en el bosque se tratara. La barandilla debe ir acorde con esta decoración, para mantener la armonía y embellecer el ambiente, pero es imprescindible comprobar su rendimiento, ya que trabaja como medida de seguridad. Puedes improvisar un pseudo-comedor veraniego, incorporando muebles que puedan compatibilizar esa función con la del descanso.

Piensa que la terraza es un lugar que está ideada principalmente para este fin, por ello, debes tratar de utilizar asientos que aporten comodidad y belleza al mismo tiempo. Puedes mezclar distintos materiales y estilos, eso reflejará tu buen gusto y personalidad. Una mesa de centro, preferiblemente baja, con los asientos alrededor da una excelente impresión a la vista y te permite añadir asientos auxiliares como pufs o pequeños taburetes. Conviene que la terraza esté bien techada, es imprescindible para el mantenimiento de los muebles y demás objetos de decoración, frente al sol o las lluvias, pero también es importante que tú estés protegida de las radiaciones solares.