Trucos diarios para mantener el baño impecable
La limpieza del baño es esencial, entre otras cosas porque allí conviven millones de bacterias y gérmenes que provocan enfermedades. Por eso, deberás hacerla a fondo al menos una vez a la semana.

La limpieza del baño suele ser una de las tareas del hogar más odiadas y, como te acabamos de explicar, no puede pasarse por alto. Sin embargo, tan solo dedicándole 15 minutos diarios al mantenimiento de esta parte del hogar, la limpieza a fondo no será tan pesada. A continuación te damos algunos truquitos diarios para que mantengas tu baño impecable.

Vapor de la ducha

En primer lugar, te recomendamos que aproveches el momento de después de la ducha para limpiar tu baño. Con el vapor del agua puedes limpiar el espejo o dar brillo a las baldosas de la zona de aguas. Eso sí, asegúrate de que no quedan restos ni de humedad ni de jabón en las baldosas o la cortinas de la ducha. ¡Es la mejor manera de evitar el moho!

Trucos diarios para mantener el baño impecable

Antes de irse a dormir

También es buena idea que antes de irte a dormir vacíes el cesto de la ropa sucia. De esta manera evitarás que las prendas cojan olor a humedad. Este también es un buen momento para que desinfectes los sanitarios: puedes utilizar un producto específico para baño y dejarlo actuar toda la noche. Además, es buna idea encender una vela aromática un rato antes de acostarse para disfrutar de un buen olor por la mañana.

Cal y lavamanos

Es muy importante que evites las manchas de cal en grifos y mamparas. En el primero de los casos te bastará con pasar a diario un paño, mientras que en la mampara te recomendamos que utilices una espátula limpiacristales cuando las gotas aún estén húmedas. Por otro lado, te recomendamos que repases el lavamanos con un paño de microfibras y agua caliente para eliminar restos de jabón, cremas, maquillaje…

Trucos diarios para mantener el baño impecable

Toallas

Por último, es importante que airees las toallas tras la ducha. Es buena idea que las guardes con saquitos con tizas, ya que absorben la humedad.