Una alfombra mágica para el cuarto de los niños
Cuando te hablo de una alfombra mágica resulta obvio que no es una alfombra mágica de verdad para los adultos, pero para un niño una alfombra mágica puede cambiar toda una habitación. Una “alfombra mágica” podrá cambiar la decoración y además aportar mucho color, estilo personalidad ¡y mucho glamour!

Está claro que el diseño de la alfombra dependerá de la decoración del dormitorio, de los gustos personales del niño/a y de lo que quieras conseguir con la alfombra. No es lo mismo decorar una alfombra para decorar únicamente que escoger una con una textura gruesa para que los niños puedan jugar en el suelo y pasar horas en ella sin peligro de que se resfríen.

Ten en cuenta la opinión del niño

Si la alfombra mágica es para la habitación de un niño o niña y éste/a es capaz de decidir qué es lo que más le gusta y lo que menos, no dudes en contar con su opinión para poder escoger la mejor alfombra para su dormitorio. Pueden ser alfombras con más o menos grosor, pueden tener muchos colores o sólo unos poco, puede ser una alfombra con temática o con formas originales.

Lo ideal es que ayudes al pequeño a que escoja la alfombra para que se adapte a vuestras necesidades y también a la decoración. Un niño pequeño no tendrá suficiente criterio como para poder decidir la que más se adecue a él, por este motivo es imprescindible que tú escojas algunas de ellas (teniendo en cuenta sus gustos) y de entre todas las opciones, sea tu hijo/a la que escoja la que más le gusta. De este modo te asegurarás que la alfombra además de encajar en la decoración le encantará a tu pequeño/a.

Una alfombra mágica para el cuarto de los niños

¡Con poderes máginos mucho mejor!

La alfombra puede ser todo lo mágica que queráis para ello sólo tendréis que utilizar vuestra imaginación y vuestro ingenio. ¡Veamos algunas ideas!

– Una alfombra mágica para poder volar por las nubes siempre que cerramos los ojos y lo imaginamos.

– Una alfombra mágica que nos ayuda a estar calmados cuando nos sentimos irritados.

– Una alfombra mágica que nos permite crear historias increíbles con los muñecos ¡es el mejor escenario!

– Una alfombra mágica que nos ayuda a no tener frío cuando queremos jugar en el suelo.

¿Se te ocurre alguna característica más para la alfombra mágica de la habitación de tus hijos? ¡Pregúntales a ellos cómo quiere que sea su alfombra!