Cómo crear dos ambientes en una sola estancia