Decorar el salón con sillas clásicas