Errores al decorar el salón